Ramón Cotarelo | 08/09/2017

Era preciso hacer algo para tranquilizar a la parroquia, muy nerviosa con las noticias de Cataluña. No bastaba con la crispada y desencajada reacción de la vicepresidenta del gobierno que salió calificando de patada a la democracia la aprobación de la Ley del referéndum. Al contrario, el ridículo de Sáenz de Santamaría fuera de sí tenía que compensarse con algo que eliminara la impresión de que el Estado está en manos de auténticos orates.

Así que el gobierno decidió compensar un ridículo con otro: puso a Rajoy a hablar. Faltando a su costumbre de no dar jamás explicaciones por nada, el de los sobresueldos, se decidió a informar en su inimitable estilo al término del consejo de ministros extraordinario. Sentó previamente a todos los ministros en primera fila, como doctrinos, convocó a los medios y les espetó la habitual monserga llena de falsedades y topicazos. Había condescendido a dar cuenta de lo que piensa hacer y no iba a tolerar que nadie pusiera nada en cuestión. El núcleo de su discurso fue una enumeración de los recursos mediante los cuales pretende que el Tribunal Constitucional le saque las castañas del fuego de su propia incompetencia,  y un ataque al bloque independentista y al govern de la Generalitat a los que acusa de “autoritarios” y de ir en contra de la democracia. Sin admitir preguntas, sin observaciones, democráticamente.

Por supuesto todo ello adobado con las consabidas falacias sobre el respeto a la legalidad y la necesidad de atenerse a los procedimientos de reforma previstos. Es inútil repetir aqui que su concepto de legalidad es tramposo y que los procedimientos de reforma están cegados para quien no pertenezca a uno de los dos partidos dinásticos. Es un modo de actuación, este sí, típicamente autoritario y de raíz franquista: el gobernante se limita a reiterar su criterio sin atendender a ningún matiz, crítica o relativización, sin escuchar nada porque para eso dispone de la fuerza coercitiva del Estado, para acallar la discrepancia si, a pesar de todo, esta se manifiesta.

De hacer algún tipo de recapitulación, de meditar sobre las causas que han llevado a esta situación en que el presidente y la vicepresidenta del gobierno salen amenazando a los ciudadanos, ni flores. Sin embargo, está claro que, si hemos llegado hasta aquí se debe en gran parte a la irresponsabilidad política del que ahora se ofrece como garante de la estabilidad con el apoyo entusiasta de los medios nacional-españoles como El País, que salía con un editorial digno del ABC o La Razón, titulado La dignidad de Cataluña. Es un sarcasmo que este título plagie el que en 2010 publicaron muchos medios catalanes (La dignidad de Catalunya) en defensa del Estatut, a punto de ser dinamitado por la sentencia del Tribunal Constitucional de aquel años.

Esta especie de burla es paralela al hecho de que sea precisamente quien más ha hecho por dinamitar el entendimiento entre Cataluña y España quien dice buscar una solución al conflicto. Porque, como sabe todo el mundo, el independentismo catalán ha subido del 25/30 por ciento de la población hasta el 50 por ciento gracias a la demagogia de Rajoy recogiendo firmas contra el Estatuto en 2006 y recurriéndolo ante el TC y todo para hacer juego sucio contra el Gobierno de Zapatero. El Sobresueldos ha destrozado el sistema del 78 para satisfacer sus ansias de poder. Y llegado a él, siguió con la política anticatalana, perfectamente condensada en el propósito más insultante y estúpido de “españolizar a los niños catalanes” del ex-ministro Wert.

Los  que fueron contra el Estatuto son los que ahora dicen protegerlo. Por la misma razón por la que los franquistas que se abstuvieron en la votación sobre la CE 78 o votaron en contra son los que se erigen hoy en sus defensores y la usan como baluarte contra las aspiraciones democráticas de la gente.

En cumplimiento de su triste sino de ser seguidor de la derecha, el PSOE reitera su apoyo incondicional a los franquistas del gobierno, dando por bueno su simulacro de democracia. Esto lo legitima, al parecer, para no tomarse el trabajo de buscar un entendimiento en Cataluña sustituido por una etérea llamada a un diálogo que no se ha producido nunca, no se produce ahora y no se producirá jamás por cuanto el nacionalismo español solo entiende una forma de relación de Cataluña con España, la de la sumisión y el silencio ante los abusos.

Es un espectáculo patético el del nacionalismo español dando palos de ciego, superado en todo momento por la Generalitat. Ayer el Parlament aprobó la Ley de Transitoriedad para el caso de que gane el “sí” en el referéndum, cumpliendo así la promesa de Puigdemont de “ir de la ley a la ley”, impertérrito el bloque del sí ante las amenazas de las autoridades españolas que no pueden hacer otra cosa que eso, amenazar.

Al propio tiempo, el Parlament pedía investigar judicialmente a Rajoy, Santamaría y Fernández Díaz por los delitos que hubieren podido cometer en la “operación Cataluña”.

Unos presuntos delincuentes encargados de aplicar ley en España.

22 Comentarios

  1. Es una vergüenza el escándalo que está dando Rajoy con lo de Cataluña persiguiéndoles penalmente y económicamente como a los criminales cuando es su gobierno el que los ha llevado a este extremo, porque si Puigdemont con el referéndum ha cometido una ilegalidad, está claro que no es el bipartidismo el más indicado para dar lecciones de legalidad porque ellos son los primeros que han violado la Constitución cuando les ha salido de los coj…..nes; y lo que menos falta hace en un ambiente calentito es,, a mi juicio, que salga la muleta naranja de 32 escaños con un discurso incendiario. En este choque de trenes innecsario lo único bueno es el programa que han hecho los catalanes en el gráfico publicado sin monarquía, su Tribunal Supremo, sin 17 autonomías y sin inversión militar que para esta Comunidad Valenciana ya quisiéramos más de uno por el dinero que nos ahorraríamos, por lo cual está claro que hay un debate pendiente con todos los españoles que como los votantes de Puigdemont no estamos conformes con la Constitución ni con el uso que el PP y el PSOE traidor han hecho siempre de ella como cuando Rajoy y Zapatero modificaron el artículo 135. o cuando Rajoy y Rubalcaba le pusieron moqueta roja al Bobón para facilitarle la deshonrosa huida,que hay que joerse! Todo es un ascazo manipulado hasta los telediarios con la mierda del asunto marujón ‘ Juana Rivas’ que como cientos que hay iguales son privados, en vez de informarnos del yihadista militante del PP e investigarles la Guardia Civil pero están vigilando las imprentas catalanas como en los tiempos franquistas, Manda huevos con tanto delirio!.

  2. Realmente los que están haciendo el ridículo aparte de demostrar su incompetencia son los nacionalistas catalanes con su bodrio inmasticable y su fascismo habitual.

  3. Yo les sugeriría olanzapina 100 mg: 4 en el desayuno, comida y cena. Y electroshock relajante en merienda, con música de Wagner de fondo –ya saben, por crear ambiente nazi/franquista, que relaja mucho a algunos.
    No recuperarán la cordura, porque nunca la han tenido, pero se encontrarán relajaditos, felices y con un colocón de tres pares de cojones, que les hará creerse que son el propio Franco (incluso hasta Hitler).
    De nada. Sea todo por la “dignidad” de la Patria.
    Con todo mi amor (patrio, claro) para El Sobresueldos y La Generala.

    • ESENCIA DE LA CUESTIÓN:
      “”El Gobierno de Rajoy es un gobierno dirigido por la Conferencia Episcopal y ejecutado por el Opus Dei. Están tratando de imponer, hasta con la violencia de la legalidad parlamentaria contra las libertades de la Declaración de Derechos, la doctina cristiana. Y los obispos, cada día rebuznan más. Muchos aún piensan que viven o en la Dictadura de Franco o en la Edad Media con una Inquisición que hoy representan sus organizaciones de abogados lanzados, como cruzados, contra todas las libertades. Y aquí estamos. Viendo como una nueva ofensiva contrarrevolucionaria impulsada y dirigida por la Iglesia católica pasa desapercibida a todo el mundo. O es que son católicos todos los políticos incluso los radicales””
      (Javier Fisac Seco)

  4. El comportiento del PP. y de Ciudadanos se sabia pero la complicidad del PSOE solo puede calificarse de ALTA TRAICION A SUS BASES su acercamiento a PODEMOS es tan solo un simulacro que espero quefe claro para el socialismo de base y que estos actuen en consecuencia. SALUD Y REPUBLICA.

  5. La verdad es que el nacionalismo catalán no hubiera podido tener un mejor interlocutor, que la pared del gobierno de Mariano Rajoy. . Más allá de si es legal o no (no tengo bastante formación jurídica para pronunciarme), lo que no entiendo es que haya un territorio con un 50 % de población que quiere la independencia, y desde el gobierno central ni por un segundo se pregunten a qué se debe esta escalada en el independentismo. Su única “solución” son las querellas y recursos jurídicos, y está claro que no han servido para nada.

  6. A mi Rajoy me provoca un tremendo rechazo – y digo “rechazo” para no usar palabrotas-, pero este artículo no hay por donde cogerlo.

    Cuando dice que “el independentismo catalán ha subido del 25/30 por ciento de la población hasta el 50 por ciento gracias a la demagogia de Rajoy ” está mintiendo descaradamente. El independentismo sube por una mezcla de factores, y el más importante es el hecho de que se está educando a los catalanes para que sean partidarios de la independencia. El independentismo también creció durante la etapa de Zapatero. Y habría continuado creciendo con Rubalcaba, lo mismo que con Rajoy, o con cualquier otro. El problema no es Rajoy. ¡Ojalá lo fuera!

    Igualmente falso es afirmar que ” sea precisamente quien más ha hecho por dinamitar el entendimiento entre Cataluña y España quien dice buscar una solución al conflicto. ”

    ¿Y como puede haber entendimiento, si una parte solo quiere una cosa (la unidad de España), y otra parte solo quiere la contraria (separar a Cataluña del resto de España)? ¿sobre qué base se puede llegar a un entendimiento? ¿como van a llegar a un entendimiento Rivera y Arrimades con Foncadell y Junqueres?

    No hay base sobre la cual construir un acuerdo. El conflicto es inevitable.

    Sé que habrá quien piense: “Bueno, pero si les dejaran convocar un referedum oficial y vinculante, con todas las garantías, tendrían que respetarlo, ¿no? ¿no sería esa la solución?” Pues mira lo que pasó en Escocia: hicieron exactamente eso, salió el “No”, y ahora el conflicto es más encarnizado que nunca. Los separatistas escoceses han violado la democracia, se han meado en la voluntad soberana de su propio pueblo, y vuelven a la carga diciendo que ese referedum no vale, que ahora las cosas han cambiado, y que el derecho de autodeterminación de los pueblos les da derecho a violar la voluntad del pueblo que supuestamente quieren que se autodetermine (pero que se autodetermine en el sentido que ellos quieren, porque si no, no vale).

    Y yo pregunto: si celebran un referedum en Cataluña democrático, oficial y vinculante… y sale el “No”… entonces, ¿qué? ¿los políticos separatistas comenzarán a preocuparse por los problemas cotidianos de los catalanes – tarea esta muy desagradecida, nada épica, y politicamente poco rentable-? Los políticos separatistas a los que se sorprende con la mano en la caja (no todos los poltiicos separatistas son corruptos, pero haberlos, haylos), ¿aceptarán su responsabilidad penal en lugar de gritar “¡atacan Cataluña!”? ¿aceptará la casposa derecha catalana (ver “CIU”, ahora “PDeCAT”) salir del poder, y dejar de ser los reyes del Mambo para pasar a pudrirse en la irrelevancia política?

    Creo que la respuesta es evidente: los separatistas, ante un referedum que no fuese de su agrado, violarían la democracia y continuarían dando la matraca con el nacionalismo, no vaya a ser que la gente comience a preocuparse del ecologismo, de la sanidad, del paro, y de la educación pública. Eso sí que no.

    • Puestos a acusar, yo te acuso de que en España se está “educando” si es que queda educación(a parte e la privado o concertada católica) a los niños para que sean futuros votantes del PPSOEC’s.

      • Eso no es una acusación; es un hecho. Y hay mucho más: se les está educando para que sean parte del engranaje del mercado. No educan para PENSAR, no educan para ser ciudadano; les educan para ser consumidor/trabajador.

        Como consumidores, les enseñan que la felicidad es tener un coche – lo más caro posible-, televisión, ordenador, videoconsola, piso en propiedad,… les enseñan a medir la felicidad y el progreso en términos materialistas. Cuba está mal porque allí la gente no tiene cochazos ni videoconsolas. EEUU está super bien porque se atiborran con comida basura y -algunos- tienen cochazos. ¿Justicia social? Eso no importa. ¿Ecologismo? Eso no importa. ¿Lazos con la comunidad? Eso no importa.

        Y se les educa como trabajadores que deben rendirse a las leyes del dios mercado. ¿Qué te hace feliz? Eso da igual; tú mira la bolsa de trabajo, y apúntate a lo que veas que tiene salida. Haz prácticas gratis, y si tienes la tremenda suerte de conseguir un empleo, arrástrate ante tus jefes. Ante todo, lealtad a la empresa que te paga (o no).

        Eso es así. Está claro. Ahora bien, no cargue todo eso sobre mis espaldas (“uestos a acusar, yo te acuso”) porque esa estructura educativa no la he creado yo.

        • Pues José Antonio, he de negar la mayor. El independentismo ha subido exponencialmente desde el ascenso al poder del PP. Antes sólo estaban los indepes identitarios, que suponían, como mucho, el 10% de la población, siendo generosos. Ahora, se les suman los hartos con el gobierno central, que son muchos, y aumentan a cada palabra y decisión de Rajoy. Incluso los que nacimos fuera y llevamos aquí un tiempo, estamos en esa tesitura, cuando antes el tema ni nos iba ni nos venía. En el resto de España no sois conscientes de hasta qué punto el PP ha incendiado Cataluña. Ésto no tiene vuelta atrás por esa razón. Entre el PP y quienes aún no se dan cuenta de que son el peligro…

          • Pero vamos a ver: si en el propio artículo están diciendo que el separatismo, “gracias a Rajoy”, ha subido del 25/30% (antes de Rajoy), al 50%, ¿como puede usted ahora decir que antes de Rajoy entrase a Moncloa los separatistas fuesen un raquítico 10%?

            Que las políticas de PP son catastróficas, y su corrupción galopante, lo sabemos todos. Lo sabe hasta la derecha; por eso existe Ciudadanos. Pero no venga con que gobernando Rubacalba o Zapatero no habría cuestión catalana. Ya con Zapatero existía un problema grave, que forzó una reforma del Estatut. Así de grave era.

            Otra cosa es que la respuesta para todo de Rajoy sea agachar la cabeza. ¿Corrupción? Mire, yo no se nada, no hago nada. ¿Crisis? mire, no hago nada, ya se solucionará solo. ¿Ecologismo? No está demostrado que haya un problema, y si lo hay, ya se solucianará solo. ¿El procés? No, no envio al ejercito. No, no envío a la polícia. No, no hago cumplir las leyes vigentes. No, no hago cumplir las sentencias. No, no hago nada.

            Rajoy es un CADAVER. Sus periodistas (porque son suyos, pagados y comprados) dicen que está midiendo los tiempos, y que se está haciendo el muerto. No está midiendo nada. No se está haciendo el muerto; ESTÁ muerto. Hace lo único que sabe hacer: NADA. Leer el Marca y fumar puros. No puede ni responder a preguntas de los periodistas porque es demasiado subnormal; no sabe improvisar.

            Si estuviese Zapatero o Rubalcaba, no por eso tendrías una Cataluña tranquilita y muy española. La cuestión no es Rajoy; si lo fuese, bastaría con quitarlo de en medio. Y se pudo haber hecho, si los partidos de izquierdas se hubiesen puesto de acuerdo con los partidos separatistas. En Portugal gobierna una colación de izquierdas, y les va muy bien. Pero aquí eso no pasó porque no les dio la gana.

  7. A ver, tras desplazarme a mi casa, dispongo de unos 10 minutos para plasmar mi comentario (tecleando a la velocidad con la que me fluye el pensamiento) hasta que por el mal tiempo climático nos instalemos en mi casa durante la temporada invernal y pueda opinar con más frecuencia en este digital debido a los problemas con la Wifi en la otra casa, algo insólito, tratándose de una zona de clase medio alta en la meseta Norte. Bueno, al grano:

    No, no llegará por el momento el choque de trenes con Cataluña polemizado en los medios, mientras que el resto de españoles permanezcamos como meros observadores.
    Aquí lo que sucede, siguiendo con el símil, es que, un maquinista (el Gobierno catalán, democrático sin duda) ha salido disparado, impulsado por sus votantes, cuyas reivindicaciones compartimos la mayoría del resto de españoles, y otro maquinista (el Estado español, de dudosa credibilidad) le ha enfilado en tromba haciendo uso y “abuso” de las leyes que le confiere el engendro constitucional que lo sustenta.
    Evidentemente, falta sensatez y cintura política para abordar este espinoso tema cuyo origen reside en LA RAÍZ del Estado español mediante una perdurable MONARQUÍA NO VOTADA (y que con el tiempo es imposible que no se corrompa como cualquier Formación política). Ya partimos, pues, de una previsible prevaricación y acto “antidemocrático”. Luego, añadamos la actitud del Ejecutivo (PP o PSOE) que durante 40 años alternándose en el poder, en vez de suplir el citado acto antidemocrático con una impecable gestión para preservar el Estado, optaron por cargárselo ellos solos progresivamente, cometiendo los más viles actos, también antidemocráticos por acción e inacción que imaginarnos podamos, con TERRORISMO de Estado “GAL”…(prefiero pararme aquí) hasta el robo multimillonario del erario público, apropiándose también (aunque un poco más, el PP) del Poder Judicial, Policial y medios de comunicación, politizándolos a su favor.
    Con todos estos “ingredientes”, se ha venido inoculando un cóctel explosivo (con el hartazgo acumulado de los españoles) tan sólo a falta de encender la mecha necesaria para su explosión. Y la mecha la ha encendido el Gobierno catalán, a cuyos dirigentes se puede responsabilizar por las formas, que no ante el fondo, al igual que no se puede condenar a un roba gallinas como a un delincuente económico sin analizar los motivos del móvil.
    Y nada más bochornoso que presenciar las medidas adoptadas por nuestro Gobierno, entrando como elefante en cacharrería con SU artillería jurídico-policial-informativa, ignorando los motivos de fuerza mayor que respaldan a los dirigentes catalanes, motivos que, como digo, compartimos una gran parte de españoles. Éste, es el quid de la cuestión y por el que nuestros representantes ven tambalear su chiringuito (el Estado), temiendo que los demás nos unamos a los catalanes en una manifestación.
    Pero el colmo de la aberración por insulto al intelecto, es tener que escuchar en diversas ocasiones a determinados tertulianos (como mantras de la iluminación) repetir lo entrecomillado: “Esta Constitución que nos hemos dado entre todos… y votada por todos…blablabla, hay que defenderla al igual que otros países europeos hacen con la suya…blablabla”. ¡BASTA DE MENTIRAS!. Saben perfectamente lo siguiente:

    1°.- Esta Constitución, la votaron en su día ciudadanos incentivados por salir de una dictadura. Y sus fundadores fueron tan… miserables, que les engañaron colándoles una Monarquía costosa e inoperativa para todos, como se ha demostrado en el transcurso del tiempo. Y para rematar la faena, el bipartito, carente de escrúpulos y colaborador necesario (junto a la Justicia, cuyo Fiscal General ahora enseña con solemnidad las puñetas) resulta que para encubrir las tropelías del Golfo I de España (y de su casa y de Casa Real, porque entre casas anda el juego) le brindaron la salida ¡rindiéndole pleitesía!. ¡Y no se les cae la cara de vergüenza! De manera que tenemos dos Familias Reales a las que mantener sin hallarse contemplado en la Constitución. “Bah, qué más da, si en casa, donde comen de la mamandurria ‘tropecientos’, aunque coman ‘chorrocientos’… pues colamos a éste, total, el dinero no es de nadie”, debieron argumentar, acostumbrados como están a ignorar y manipular a escondidas los preceptos de la Carta Magna (Art. 47 Derecho a la vivienda, Art. 35 Derecho al trabajo…o el polémico Art.135 priorizando el pago de la deuda pública ).

    2°.- Tras 40 años de su entrada en vigor, con las tecnologías implantadas y la cualificación universitaria y profesional de las nuevas generaciones, sorprendiéndonos ante los vergonzantes hechos ANTIDEMOCRÁTICOS del pasado, comprobamos, espantados y cabreados, que se comete en el presente otro nuevo acto ANTIDEMOCRÁTICO con la imposición del heredero Monarca, siguiendo el modus operandi de ‘la Casta’ para colarlos de rondón, como corresponde a un Estado antidemocrático.

    Motivos, los expuestos, como una parte de los que, en concatenación ha llevado consigo el Estado español y por los que la legalidad de la Carta Magna es, en mi opinión, impostada, careciendo, en el mejor de los casos, de la legitimidad atribuible a un Estado de Derecho.

    3°.- Tampoco se puede comparar con las de otros países europeos, ya que las suyas, las elaboraron democráticamente y las circunstancias precedentes (así como su gestión gubernamental a posteriori) fueron distintas a las vergonzantes nuestras, pese a que ‘la Casta’, saca pecho. (Sí, yo sigo diciendo “Casta” porque soy de ideas firmes hasta que me demuestren lo contrario).

    4°.- La Constitución (en mi opinión, ‘cochambrosa’) tampoco fue votada por el Sr. Aznar y sin embargo, ahí tenemos al PP en pleno defendiéndola, cual dogma de fe. Claro que después del taco que, espontáneamente soltó el Sr. Rajoy sobre el Desfile en la víspera… (ya sabéis, aquello que empieza por ‘c’, sonando como moño, pero no) quedó evidenciada, una vez más, la hipocresía que se traen.

    Sí, claro, simbólicamente repartieron ‘café para todos’. Para todos los que la fundaron asegurándose sus prebendas y sillones y, a los ciudadanos…que nos den por saco, que es tanto como tener secuestrada nuestra democracia en España, a diferencia de la que, engañosamente, según ha publicado EL MUNDO recientemente, sucede con la catalana, culpando a sus dirigentes. ¡Pero si es que es una vergüenza el periodismo que tenemos trabajando para el poder!.

    Y es que, comentándolo en mi trabajo días pasados (como indicador que utilizo de tendencias entre miles de personas -sólo en un edificio- donde comentarios importantes, se extienden ‘por lo bajini’ como la pólvora) alucinábamos en colores ante tanta mentira y odio como destilan muchos tertulianos, así como los que se definen ‘periodistas’, corroborando, una vez más, que éstos van con los políticos por un lado y nosotros (los ciudadanos, que somos al fin y al cabo) vamos por otro.

    Lo que sucede -coincidiendo yo con lo que muchísimos opinan- es que, acostumbrado como está el Sr. Rajoy a que los problemas de envergadura se los solucione el entorno, careciendo de diálogo para haber previsto el desafío catalán y articular un… encaje para evitar su independencia, ya que los motivos que ellos alegan son los mismos que provocan nuestras quejas desde hace años reclamando un nuevo Modelo de Estado y haciendo caso omiso, ha optado por la vía fácil, como descargar la artillería mediático-penal-económica. Pero hace mal, guiándose en parte por su entorno, avieso de enfrentamientos y odio, apelando a una Constitución más que refutada. Y lo que está demostrando es su falta de cintura política, al contrario que el Sr. Puigdemont. Pero, siendo incapaz de articular un nuevo Modelo de Estado para todos los españoles anulando la Constitución, para salir POR EL MOMENTO DEL ATOLLADERO y ATENIÉNDONOS a lo que TENEMOS, la opción es CONVOCAR INMEDIATAS ELECCIONES GENERALES por emergencia nacional, dando la VICTORIA a PODEMOS como mal menor, pues con el respaldo del PSOE, que tiene más experiencia gubernamental a nivel nacional, encontrará el encaje con Cataluña. Y así, hasta que vayamos a una República. Si sugiero dar “la victoria a PODEMOS, es porque dársela al Sr. Sánchez, por su carácter cambiante (afectando a su apelación al federalismo) tutelado como está por el antiguo aparato del Sr. González mientras dure este Estado corrompido y la muleta movible para apoyarle (del Sr. Rivera), sería un pésimo error, saliendo de Málaga para entrar en malagón, como se suele decir. Y tal resultado, provocaría lanzarnos todos a la calle. Una repetición de lo mismo (PSOE-CIUDADANOS-PP) ¡SE ACABÓ!.

    Y para finalizar, puestos a elegir un representante de la III República Española que vendrá, anoto en mi lista de favoritos ¡POR EL MOMENTO! al Sr. Coscubiela como candidato, a la espera de que otros se postulen, claro. Es opinión cuestionable ¡MATIZO!.

    Bueno, os dejo, pues he quedado en un Burger.

  8. Uy, perdón por la confidencialidad con la que he finalizado mi comentario anterior, pero no sé por qué narices he tenido que decir dónde he quedado, cuando a nadie le importa por pertenecer a mi ámbito privado. Esta espontaneidad mía con la que a veces me muevo…

  9. Aun con 5 minutos de retraso de mi tiempo establecido, no me marcho sin antes contestar a “José Antonio Sánchez Cabezas”:

    ¿Te has detenido a pensar que cuando les adoctrinan, como dices, para la independencia, es porque tienen motivos para ello, por lo menos incrementados desde que se elaboró la Constitución española? Motivos, que en su gran mayoría coinciden con los nuestros, sin residir en Cataluña. ¿Tú compartes nuestra Constitución “impostada” y la gestión que el bipartito ha hecho de la misma?. De ser así, no tengo más que decir.
    Sí sale “NO” en Cataluña, nos toca a todos (y a ellos) crear un Nuevo Modelo de Estado y el idóneo es una República española, en la que cada Autonomía asuma sus ingresos y gastos ¡PERO! -siempre hay un “pero”- aquí está la talla política de los dirigentes articulando un engranaje para que pertenezcan a España. Por ejemplo, económicamente se me ocurre: Si existe una pequeña Comunidad Autónoma cuya escasez de ingresos no puede sufragar una imprescindible infraestructura…hospital… pues las Comunidades Autónomas próximas y solventes, la sufragarán en actitud solidaria, bajo la exigencia de éstas de disponer y modificar el destino de los ingresos totales que la requerida de ayuda percibe.

    • Buenas:

      Yo no usé el término “adoctrinar”, sino el de “educar”.

      Los nacionalismos – todos- no tienen “motivos”. La base del nacionalismo es visceral, no racional. Está basado en la herencia tribal, según la cual el enemigo es el humilde trabajador extranjero, no el empresario explotador de tu terruño.

      Cualquier problema real que tengamos lo podemos solucionar entre todos. Romper la solidaridad entre catalanes y el resto de españoles no soluciona absolutamente nada. Es como usted dice: ¿sobra la Corona? Se crea una República Española. ¿Empresarios explotadores? A la cárcel. ¿La electricidad está cara? Nacionaliza las empresas de energía. ¿Estamos destruyendo el medio ambiente? Bueno, ese es un problema del planeta entero. Exigiría erradicar todo nacionalismo, afrontar que en la Tierra hay un solo pueblo y que todos formamos parte de él. Pero como lo único que está en juego es la supervivencia de la raza humana, mejor perdemos el tiempo discutiendo si Cataluña o España, ¿verdad?

      No hay nada… NADA… que se solucione con nazionalismo. El nazionalismo es un problema en sí mismo.

      Respecto de la Constitución, me gusta lo que no se está aplicando: el derecho al trabajo, el derecho a la vivienda, el derecho a la sanidad, la subordinación de todos los recursos (públicos y privados) al bien común, el derecho de manifestación, el derecho a los sindicatos, a un trabajo digno, etc. Me sobra la Corona, y me falta laicismo, pero el resto no está tan mal. Ojalá se aplicara.

      Por cierto, también me sobran las Autonomías. No me gusta el sistema federalista de los gringios prefiero un sistema más soviético: menos políticos (porque no sobran funcionarios, lo que sobran son políticos. Tenemos demasiados políticos), y más planificación central. Así no haría falta forzar a las Comunidades Autónomas a la colaboración, porque no habría más comunidad que la totalidad del pueblo.

      Respecto del referendum, lo que yo estaba preguntado es si, en caso de salir el “NO”, alguien piensa realmente que los nazionalistas aceptarían el resultado, abandonando las banderitas para comenzar a afrontar problemas como el paro, la corrupción, la falta de sanidad universal, las deficiencias en la edudación pública, ect. Yo creo que no; creo que evitarían tener que afrontar todo eso exigiendo otro referedum, y luego otro, y luego otro más, y otro, y otro más, porque no aceptarían ningún resultado que no fuese el que ellos quieren, y la alternativa es afrontar los problemas de los ciudadanos, y eso sí que no.

  10. Jo, qué careto de boa, con los catalanes está pasando lo q con Syriza con los chorizos a por ellos x obedecer a los votantes. Si quieren separarse q se separen y que deje Rajoy de buscar la jodienda xq lleva años tocándonos las pelotas y de eso q dices Cotilleja, nada de eso xq ¿donde se ha visto que la comunidad donante elija el destino del dinero al donado? En ese caso lo lógico sería que el donado en asamblea preguntara a sus votantes¿qué queréis un hospital con el dinero del donante o hacemos lo q teníamos pensado? y que decidiera la gente.

  11. Ustedes déjenlo todo en manos de Sorayita, que por razones de herencia paterna debe de saber muchísimo de sublevaciones, golpes de estado contra la democracia, y dictaduras.
    Lo mismo que de represión, confidentes y pentotales “ayudas”. Consejos de guerra sumarísimos, condenas a muerte y ejecuciones.
    También debe de desenvolverse con soltura y gracia en el tratamiento con organizaciones parapoliciales fascistas, y prefiero dejarlo aquí (de momento).
    Todo ello, como sabe hasta el más tonto, dentro del más puro estilo de vida democráticamente auténtico. ¿Acaso lo duda alguien?
    Soraya, canta conmigo: “Cara al sol con la camisa nueva…”

Deja un comentario