Como somos un gran Estado con las leyes más restrictivas y la democracia más estrecha, del que tienen que salir más jóvenes a buscarse la vida en el extranjero, con el menor nivel de protección social en relación a su PIB, en el que cada día hay más millonarios mientras el grueso de la población va ingresando en el desconocido nivel de la pobreza laboral, y en el que seguimos ostentando la mayor tasa de desempleo de Europa tras la intervenida Grecia, aquí, un tipo que vive del esfuerzo ajeno y que viola el principio de igualdad del artículo 1 de su propia Constitución al invalidarla estando por encima de la ley, viene a decirnos que nadie le puede quitar parte de su reino, que si no se enfada.

Por eso, antes que difundir su inquietante mensaje, en el que en ningún momento se ha hablado del derecho a decidir, ni de ningún otro derecho democrático que salga del estrecho margen de nuestra ‘democracia a la franquista’, es mejor escucharlo hablar de él mismo y de sus intereses dinásticos (que es lo que en realidad ha querido expresar), pero si puede ser, cantando. Al menos así no estomaga tanto.

  • Vídeo del canal YouTube de Lagarto

Si es que alguien quiere ver el amenazante, es este:

20 Comentarios

  1. Menuda decepción con El Preparao.
    Yo esperaba que de un momento a otro nos hablase de Venezuela, y de la financiación a determinado partido, y nada, oye. Me he quedado con las ganas. ¡Joder!
    Por cierto, cuando La Trotona de Pontevedra reciba un rayo de luz con la inspiración divina y nos haga el inmenso favor de irse a la mierda, yo propongo a Felipín para sustituirlo. Seguro que sabrá hacerlo de maravilla: Hoy he terminado de verlo claro.
    ¡Mon Dieu, qué país!

  2. Ha salido a cubrir el expediente y no ha sido un discurso que invite al diálogo y la reflexión de las partes, por tanto, no ha sido conciliador y así no se llega a ningún lado. No es de recibo que ofrezca todo el apoyo a esa parte que dice estar acosada y únicamente referirse a la contraria para soltar sapos y culebras, menos mal que “está muy preparao”. Y lo de que la constitución y la democracia contemplan mecanismos para la expresión de la voluntad del pueblo, no se lo cree ni harto grifa.

  3. Felipe no tenía nada con sustancia qué decir, y no dijo nada con sustancia. Una Mensaje de Navidad fuera de fecha.

    Dicho esto…

    “Como somos un gran Estado con las leyes más restrictivas y la democracia más estrecha”

    Por favor, ¿donde dejas esa Alemania que este mismo año le ha dicho a los separatistas bávaros que JAMÁS podrán tener su referedum? ¿donde dejas la Rusia de Putin, bombardeando a los separatistas chechenos, o la Turquia de Erdogan? ¿donde dejas esa Italia a la que le eligieron presidente desde esa Unión Europea de los Mercaderes de la que los catalanes tienen tanto miedo de salir? ¿donde dejas lo de Grecia, que celebran elecciones y referedum, y tienen al gobierno haciendo todo lo contrario de su programa electoral y a Angela Merkel limpiandose el culo con el “oxi” del referedum (UE strikes again)? ¿donde dejas a esos EEUU, donde se le roban las elecciones a Al Gore (año 2000), y en las últimas resulta que un candidato (Hillary Clinton) saca más votos, y sale presidente el otro (el borrico de Trump)? ¿esos mismos EEUU que, ante que permitir la autodeterminación de los Estados Sureños, prefirió librar la más sangrienta guerra civil de la historia? ¿y Argentina?

    Lo peor de Pepe Grillo es que vive en una España imaginaria – que es el sumun del horror- dentro de un mundo imaginario – que es maravilloso, salvo por España-. Y no, España no es tan horrible. Pero, sobretodo, el mundo que hay más allá de nuestras fronteras es mucho, muchísimo más jodido de lo que Pepe Grillo puede o quiere comprender O tal vez sí es consciente de todo esto, pero quiere manipularnos.

    • No pongas palabras en mi boca que yo no haya dicho. ¿Hay algo en el primer párrafo que sea mentira? (y obviamente me refiero a los países de nuestro entorno y capacidad, con los que podemos y debemos compararnos, porque si lo hacemos con Turquía estamos muy bien, claro que sí, y si lo hacemos con Somalia mucho mejor). Pero oye, majete, mira, te lo voy a preguntar con todo el cariño… ¿no tienes otro lugar en el que dar la barrila? Lo digo porque hay páginas de falange que son cojonudas, y ahí al menos no te pasarías todo el rato cabreado, y rectificando a los demás. Es que no te gusta nada ni estás de acuerdo con nada, y no sé qué demonios haces flagelándote con este tipo de información que tanto desasosiego te produce.

      Leo que eres muy conocido ya en otros lugares. Y no, de aquí no te vamos a echar, pero ¿no serías más feliz en forocoches o menéame que son más de tu estilo?

      Venga, cuidate. Y relájate, hombre, que vives en una España que “no es tan horrible”, y no tienes por qué preocuparte por lo que se diga aquí. Sal y disfrútala.

      • Buenas:

        Caballero, yo no he puesto en su boca nada que usted no haya dicho, y de hecho he cortado y pegado sus palabras (están entrecomilladas) para que no haya duda ni confusión sobre a qué me estoy refiriendo:

        “Como somos un gran Estado con las leyes más restrictivas y la democracia más estrecha”

        No, nuestras leyes no son las más restrictivas, y nuestra democracia tampoco es la más estrecha. Eso no es verdad. Y lo he dicho haciendo la comparación, no solo con países de Europa que están fuera de la UE (Turquia, Rusia), y con países occidentales homologables al nuestro (EEUU, Argentina), sino directamente con tres países de la UE: Italia, Grecia y Alemania.

        Eso de que tenemos ” leyes más restrictivas y la democracia más estrecha” no es verdad. Y digo simplemente eso: no es verdad. Más que mentir, lo que está haciendo usted es dejarse llevar por las vísceras; por eso, una simple puntalización le ha sentado tan mal.

        Y ya que estamos, aprovecho: hace mucho tiempo que sigo este medio. Coincido con prácticamente todo lo que exponéis sobre ecología – de lejos, el mayor reto de nuestro tiempo, y el que nos puede llevar a la extinción-, sobre conflicto social, sobre el poder de las multinacionales, la corrupción, sobre la explotación laboral, y manipulación en los medios. Casi todo ello escrito desde la calma y el razonamiento (aunque las conclusiones de dichos razonamientos fuesen deprimentes).

        Por eso me ha resultado chocante la explosión de… emotividad… que estáis sufriendo estos días. Escribís una y otra vez desde una identificación sin fisuras con el nacionalismo catalán – que no deja de ser un nacionalismo, con todo lo que ello implica-, y habéis caído en la clase de trampas y manipulaciones que vosotros mismos denunciasteis durante años. En particular, os la han colado con supuestas agresiones que luego han resultado desmentidas, fotos que no se corresponden con el 1 de octubre, ect. Y luego está ese concepto de la “legalidad” que aparece y desaparece según si la Ley os resulte simpática o no en ese momento. Y, en líneas generales, habéis en un relato de buenos buenísimos y malos malísimos, sin matices.

        Precisamente porque os llevo siguiendo durante años, sé que este tic no es nuevo, y que aparece siempre que se trata el tema catalán. Pero en los últimos días, más que tic ha pasado a obsesión, y el tono se ha vuelto muy estridente. Supongo que porque la actualidad está muy candente.

        Hay un principio humano que es el de acción-reacción. Mucha veces señaláis que personajes como Rajoy son una fábrica de separatistas -lo cual es una verdad como un templo-, pero estáis consiguiendo, con vuestra estridencia y maniqueismo, el mismo efecto en vuestros lectores.

        Ahora me dice usted que me largue a medios falangistas; como usted bien dice, ahí ya me conocen. Llevo años rebatiendo falacias neoliberales en medios hostiles. En ABC me han vetado, por ejemplo. En otros medios derechistas me odian a muerte. Así que me hace algo de gracia que me envíe al que es mi campo de batalla habitual. De hecho, ya tengo un reflejo pavloviano: siempre que detecto el maniqueismo y la manipulación, ataco. No es por sentido de la Justicia; es simple manía.

        El problema es que últimamente lo estoy viendo aquí, en Iniciativa Debate. De ahí que esté tan pesado. Sorry.

        • Es la última vez que me dirijo a ti, porque tú no quieres discutir nada, y te dedicas a derivar la conversación hacia lo que te conviene, aunque ni de lejos tenga relación con lo que se cuestiona, y poco más.

          Sí has puesto palabras en mi boca que yo nunca he dicho. Porque nunca he dicho que el mundo sea maravilloso ni España lo más horrible. Y no, querido, según mi criterio, Argentina, un país de sudamérica, no es homologable, ni Turquía, la frontera de Oriente, tampoco. La Rusia de Putin, además de pertenecer a otra cultura, es heredera de una dictadura mucho más compleja que la nuestra y mucho más reciente, en EEUU hay Estados que tienen directamente reconocido el derecho de secesión ‘a voluntad’, y la guerra civil estadounidense no sé qué pinta en todo esto. Y sí, sí tenemos la democracia más estrecha dentro de los países comparables, los de la vieja Europa, y con mucha diferencia. Pero sería largo y farragoso ponernos a discutir los diferentes derechos civiles y CP’s respectivos y no estoy por esa labor. Cada cual con su opinión, y santas pascuas.

          En cuanto a lo demás… al que le tira la visceralidad patriótica es a ti, y se te nota bastante. Conmigo te has equivocado de pleno: no soy catalán, no vivo en Cataluña y nunca he sido nacionalista, ni de aquí ni de allá, y sigo sin serlo. Pero hay algo que llevo grabado a fuego desde que era un niño, y es que no se le puede negar a nadie “nunca” el derecho a decidir, siempre que este no entre en conflicto o vulnere DDHH. Y hay algo más: nunca estoy con el opresor, y el opresor siempre es el que tiene la capacidad de negar derechos. Por tanto jamás podría estar con el Estado español. Y una vez superado el trámite, hablamos de la burguesía catalana o de sus políticos o de lo que te dé la gana. Porque el pelo te lo habrán tomado a ti, que lo que es a mí (a ese respecto, porque a otros más de una vez), ni un poquito.

          ¿Te ha quedado un poco más claro?

          Pero no me respondas, por favor. Ya sé lo que vas a decir, y sé que vas a tener razón. Así que ya de entrada te la doy, y te prometo que haré acto de contricción y escribiré solo lo que a ti te vaya a gustar. Y si no cumplo, es porque me he despistado.

          Venga. Un saludo y a pasarlo bien.

          • Buenas:

            Venga, hombre. No puede negarme la razón y dármela en el mismo comentario. Que sí, que lo sé, que soy un pesado; que está tratando usted de expresar:

            “reconozco que la última palabra – no la razón, pero sí la última palabra- la tendrás tú, por que nunca vas a seguir y seguir, y continuarás cuando yo ya me haya aburrido.”

            ¿Me acerco a lo que quería usted dar a entender?

            Pues en eso tiene usted razón, que soy más (…cabezón, mosca cojonera, pesado, cargante…) tenaz que usted, y eso, y solo eso, me dará la última palabra. Me pongo así cuando creo que llevo razón. Y creo que ahora la tengo.

            Usted escribió:

            “Como somos un gran Estado con las leyes más restrictivas y la democracia más estrecha”

            No es verdad, y no es necesario un farragoso estudio de derecho comparativo. En Francia han exterminado el catalán de la Cataluña Francesa, y tiene el sistema más brutalmente centralista de toda la UE. No hay nada parecido a las Autonomías, a través de las cuales se expresan las distintas sensibilidades de esta tierra, y se han dedicado a eliminar toda forma de pensamiento regionalista.

            Alemania (y en concreto su Tribunal Constitucional) le ha dejado claro a los separatistas bávaros que jamás tendrán el referedum que piden. No es peor que lo ocurre aquí por la sencilla razón de que es lo mismo.

            Italia ha tenido presidente sin celebrar elecciones. Lo pusieron los comisarios de la UE a dedo. Viva la democracia italiana.

            Grecia ha sido aplastada – lo está siendo ahora, mientras hablamos-, tiene un presidente que, por imposición de Bruselas, ha violado sistemáticamente todo su programa electoral, y celebraron un referedum (oxi), celebrado con todas las garantías, que ha servido para que Merkel se limpie el culo.

            No, no “somos un gran Estado con las leyes más restrictivas y la democracia más estrecha”. Levante la vista y mire más allá de sus narices, señor. La UE está podrida hasta el tuétano.

            Dicho todo esto sin desviarme un ápice de la cuestión.

            No me de la razón, señor. No me la puede usted dar, dado que no la tiene.

            Un saludo.

  4. Una vez, en un programa del Intermedio, Thais Villas le preguntaba al personal que andaba por la calle que qué prefería si un Jefe del Estado electo o al Rey que teníamos o tenemos, me perdonaréis que no me acuerde de cuando fue la entrevista, pues bien, el personal respondía con convicción que querían un Jefe del Estado electo. Hasta aquí muy bien y muy bonito. Luego les preguntaba: ¿Y si electo salía J. M. Aznar, lo prefieres al Rey?, el personal respondía que no, que preferían al Rey.
    Está claro que el tiempo de gobierno de Aznar fue nefasto para España y yo estaba casi de acuerdo con lo que decía el personal pero ahora, ahora me han hecho cambiar de idea, (puede que yo sea fácilmente maleable, no lo se), ahora prefiero un Jefe del Estado electo, aunque tuviéramos que sufrir a algún “Aznar” porque sé que, como mucho, serían cuatro años, que después podríamos elegir a otro (siempre que las campañas electorales no estuvieran “dopadas” y no hubieran o hubiesen trampas).

  5. No es para reírse pero dan ganas, porque lo que faltaba anoche para echar más leña al fuego catalán fue oír al Preparao el mismo mensaje que Rajoy cuando a mi juicio, tenía que haber dicho otro discurso más cercano a Cataluña buscando una solución más real porque a él no le ha votado nadie, pero otra vez ha dejado claro que es la marioneta de Rajoy y como el padre, no sirve para nada; lo que tiene que hacer la izquierda es desenmascarar lo del 23 F en Europa, suponiendo que sea verdad lo que se dijo de quien montó el golpe. A ver si se abren ya todos los ojos, coño!

  6. Es muy triste reconocerlo pero esto huele a guerra civil.

    Todos esperábamos que el discurso del Rey fuera un discurso de concordia, de fraternidad, como el que hace un padre a sus hijos después de una pelea. Reconciliaos… conversad… pero no, el Sr, Borbón se ha puesto descarádamente de parte de uno de ellos, de aquel que le asegura buena vejez.

    El Sr. Borbón no vió la tele el domingo pasado, o quizá solo vió el canal nacional, ese que pagamos todos y por ese, claro, no lo pasaban, pero no vió la Sexta y mucho menos la catalana. No vió el apaleamiento de un pueblo indefenso, pacífico, a cargo de una Policía y una Guardia Civil cumpliendo a rajatabla las órdenes absurdas de un fiscal. No es posible que lo viera y no haya tenido ni una sola palabra de conmiseración o de empatía hacia abuelos y mujeres arrastradas por el pelo y arrojadas al suelo. Tampoco se acordó de los millones de catalanes que, por lo que sea, pretenden abandonar el hogar familiar. Ni una palabra. Él solo recordó a los catalanes contrarios a su Parlament a los que prometió una ayuda con palabras en cuyos puntos suspensivos flotaba un nosequé que nos hacía recordar tiempos pasados y no queridos de guerra civil y represión franquista.

    No, no estuvo bien el discurso del Borbón. Él ha hechado un bidón de gasolina al fuego de la disputa entre hermanos. Pero en el pecado lleva la penitencia porque consiguió crear más republicanos en 5 minutos que su padre en 40 años. Y mira que hizo méritos.

    Si, huele a guerra civil. Desgraciádamente.

  7. La única solución que hay es que se joda la minoría independentista. En primer lugar se han saltado la ley. Para mí es suficiente en un país con un grado de libertad tan grande. Por otro lado sería una hecatombe social, política y económica para todos, Cataluña, España, Europa… Su doctrina decimonónica y su imaginario enfermizo suponen un retroceso nefasto en el tiempo. Son una minoría y no quieren reconocerlo, no quieren dialogar, solo independencia, o conmigo o contra mí. Estáis acabados, la ley prevalecerá, el sentido común también, y dentro de poco estaréis en museos, por paletos, racistas, xenófobos, fascistas intransigentes, falta de realidad y de lealtad. No tenéis escapatoria a no ser que salteis los pirineos u os tireis al mar. Reconocedlo, sois una minoría y llenos de odio. Pudrios en vuestra caverna… 

    Para terminar, no se independiza quien quiere, si no quien puede.  Ah! Decidle a la Caixa que el fondo de garantía de depósitos no le cubre! 

  8. Anda que, el mensaje del “Don” aludido, que vi en diferido, se las trae. Pobrecillos, los que esperasen otra cosa.

  9. Por cierto, no se discuta por aquí quién sería el mejor Jefe de Estado. Ninguno de los expresidentes de Gobierno que hemos tenido.

  10. Hola pues yo creo que el señor jose antonio tiene toda la razon, no entiendo el desprecio tan absoluto a ideas que rompan el discurso de esta página, todo lo que he leido de el hoy tiene sentido y es respetuoso en la discusión, este foro se llama iniciatiba debate, tal vez deberian llamarlo de otra manera.

Deja un comentario