El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, y el secretario general de Podem Catalunya, Albano Dante Fachin, durante un acto conjunto en febrero de 2017.

Diego Lotito | Izquierda Diario | 29/10/2017

En una resolución aprobada por el Consejo Ciudadano Estatal de Podemos, el partido de Iglesias cuestiona que la dirección de Podem en Catalunya “no informó a la dirección de Podemos del sentido de sus votos” en la sesión del Parlament de Catalunya que el viernes votó la declaración de Independencia, generando “intranquilidad” en la organización. Critica también que “tres de los cuatro diputados de Podemos no votaron en contra de una de las dos resoluciones que hablaba específicamente de la Constitución de una nueva república catalana” y que una de sus diputadas “no votó en contra de la Declaración de Independencia y saludó públicamente la ‘nueva república catalana’”.

La resolución también hace referencia al comunicado de la corriente “Anticapitalistas” de Podemos, mayoritaria en el CC de Catalunya, que “ha reconocido mediante un comunicado recogido por toda la prensa, la ‘nueva república catalana´”, tras lo cual insólitamente dos de los principales referentes de los “Anticapi” -Teresa Rodríguez y José María González- se han desmarcado públicamente de dicho comunicado.

La carta, que ha trascendido en las últimas horas, refiere también a las declaraciones de Albano Dante-Fachin, secretario general de Podem en Catalunya, el día sábado señalando que era una contradicción participar en las elecciones el próximo 21D y expresando su “Intención de formar un bloque” con las fuerzas soberanistas, ante lo cual la dirección de Catalunya en Comú “aclaró de inmediato que su formación no se presentaría a las elecciones del 21 con ninguna fuerza política independentista”.

Finalmente, la carta plantea la “convocatoria inmediata de un referéndum” entre los afiliados en Catalunya con la pregunta: “Apoyas que Podem se presente a las elecciones del 21 de diciembre en Catalunya en coalición con Catalunya en Comú y las fuerzas políticas hermanas que no apoyamos ni a la declaración de independencia ni la aplicación del artículo 155, con la palabra Podem en el nombre de la coalición ya la papeleta?”

La intervención de Pablo Iglesias contra Fachín ya había sido adelantada este domingo por el cofundador de Podemos Juan Carlos Monedero, quien consideraba que la formación morada debía “hacer sentir su rabia” por los posicionamientos de la formación catalana y por eso era necesario “poner fuera de la organización a Podem y su secretario general, Albano Dante-Fachin”.

Según Monedero, “hay que reinventar Podemos y construir una nueva fuerza política comprometida con Catalunya y España”.

Mientras se tomaba esta decisión desde Madrid, el Consejo Ciudadano de Podem Catalunya valoró esta tarde en una sesión extraordinaria que las elecciones autonómicas convocadas por Mariano Rajoy mediante la aplicación del artículo 155 “no se pueden considerar normales y habrá, por tanto, una respuesta a la altura”. Asimismo, la dirección de Podem resolvió abrir “una ronda de contactos con organizaciones políticas y sociales comprometidas con la defensa de los valores democráticos y del derecho a decidir del pueblo catalán, y la defensa de los derechos sociales”. Un posicionamiento que preanuncia una dura batalla entre la filial catalana de la formación morada y la dirección estatal de Madrid.

La vergonzosa posición de Podemos y sus socios de Izquierda Unida frente a la cuestión catalana, que se han negado a reconocer a la República catalana por no haberse proclamado de forma “legal” -es decir, por no haber acatado la institucionalidad del 78 que justamente niega el derecho a decidir de los pueblos- muestra nuevamente con este golpe de mano burocrático en Podem Catalunya la impostura de su tan mentado “ni DUI ni 155”. Pero claro, en Podemos, “decide la gente”.

4 Comentarios

  1. Para nada de acuerdo con el articulo. Es tendencioso. Cuando uno está en un partido de ámbito estatal, las directrices se marcan en los Congresos y las pautas de actuación en los estatutos. Uno no puede ir por libre .

  2. Entraña una enorme dificultad intentar que los partidos hermanos en las nacionalidades (en las naciones parece que nos gusta más decir ahora -España, nación de naciones-) mantengan la misma línea política en los temas de su nacionalidad que el partido madre. Y es lógico. Las fuerzas “telúricas” que mueven a unos y otros, son diferentes. Lo vimos en IU, lo vemos en el PSC y vemos los problemas que provocan en Podemos. Creo que se les debería dar más autonomía en estos temas a pesar de lo difícil que resulta el equilibrio. En todo caso, nunca llegar al castigo y mucho menos a la expulsión. Corremos el peligro de quedarnos solos los “puros”. Si debemos ser capaces de trabajar y coaligar con otros partidos o grupos de similar línea política, cómo no seguir con estos que han sido nuestros hermanos hasta la fecha. Debemos utilizar la fuerza centrípeta, no la centrífuga.

  3. Sr./ Sra. Collado, es fa esment sempre a les bases, però vostè també deu saber que no compten per a res, com els cercles, buidats de continguts i poder de decisió, i ja no diguem els CCA’s respectius quan els càrrecs electes es passen pel forro les seves decisions appelant a les “directrius del Podemos estatal” o quan no es voten assumptes importants per a les diferents comunitats perquè “surt molt car, uns tres mil €”… Sí es vota, quan volen i pel que volen, amb un sistema, l’Agora voting, que en té la mateixa credibilitat que Indra.

Deja un comentario