La CNMC acusa a Iberdrola de cobrar subvenciones a las renovables por electricidad producida con gas

2
102
Google images

Antonio M. Vélez | El Diario | 25/11/2017

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) atribuye a Iberdrola un uso “irregular” de gas natural en su única planta termosolar, ubicada en Puertollano (Ciudad Real), para cobrar indebidamente más de 12 millones de euros en subvenciones a las energías renovables entre 2009 y 2011 pagadas por los consumidores de electricidad en su recibo de la luz.

La CNMC reclama 12,319 millones en primas (IVA incluido) a la planta de Iberdrola en esa localidad minera, de la que la eléctrica tiene el 90% y un organismo adscrito al Ministerio de Energía, otro 10%. En sus últimas cuentas trimestrales, Iberdrola cifra el impacto de esa “reliquidación negativa” en unos 10 millones de euros, que equivalen al importe reclamado sin el IVA. Supone más de la mitad de la cifra de negocios de la central en 2015, el último ejercicio disponible.

Competencia exige esa cuantía por entender que Iberdrola ha “sobrepasado los umbrales máximos de utilización de gas permitidos por la normativa y presuponer que una parte de la energía volcada al sistema se había generado no con fuente solar sino con gas”, según explica la eléctrica en sus últimas cuentas anuales.

La Sala de lo Contencioso de la Audiencia Nacional debe resolver próximamente este asunto mientras Iberdrola, en el marco de su apuesta por la energía limpia, escenifica estos días junto al ministro de Energía, Álvaro Nadal, un enfrentamiento por el anunciado cierre de sus dos últimas centrales de carbón en Asturias y Palencia.

Iberdrola ha recurrido la resolución de la CNMC porque, según fuentes de la empresa, puede “demostrar de forma fehaciente que esta planta no cometió ninguna irregularidad” y “no vendió electricidad adicional, sino todo lo contrario”. Para ello, ha aportado informes periciales de la consultora Nera, Técnicas Reunidas (fabricante del generador de vapor de la planta) y la Fundación para el Fomento de la Innovación Industrial.

Fuentes de Iberdrola dicen que “el consumo de gas excesivo durante el periodo nocturno no fue para verter electricidad en la red”, sino “para corregir un defecto técnico de la propia planta”. En concreto, “había que calentar el aceite para eliminar el exceso de agua en las instalaciones”.

La  resolución de la CNMC que obliga a Iberdrola a devolver ese importe está fechada en enero de 2016 y refleja que la planta de Puertollano no es la única en esta situación. La exigencia de devolución de primas afectó a siete centrales en 2009, trece en 2010 y hasta 23 en 2011, lo que supone prácticamente todas las que había ese año (en 2011 eran 24). Competencia no identifica las centrales ni precisa el importe total reclamado porque es “confidencial”. Fuentes del sector termosolar señalan que en la mayoría de casos son cantidades pequeñas y el de Iberdrola sería singular por su elevada cuantía.

Las liquidaciones de las primas recibidas a la termosolar tuvieron carácter provisional hasta 2016, después de que en 2014 se fijase una metodología para cuantificar el porcentaje de gas natural que podían usar como “combustible de apoyo”. Hasta 2012, la normativa española primaba, con un límite del 15% y sin precisar esa metodología, la producción de estas plantas utilizando esa energía fósil para precalentar en una caldera el agua que mueve su turbina para producir luz.

La Sala de Supervisión Regulatoria de la CNMC entiende que no corregir los “excesos de consumo” de gas detectados “hubiera supuesto la consolidación de una situación irregular y gravemente perjudicial para los intereses públicos” al tratarse de energía “que no debía estar primada”. Una situación “ilegal, discriminatoria y contraria al propio espíritu de la normativa” aprovechando “una supuesta laguna legal” que habría supuesto “una grave discriminación respecto a los titulares de otras instalaciones de régimen ordinario que no perciben retribución primada alguna”.

El Estado como socio

La mala situación financiera de la planta de Puertollano ha tenido repercusiones para su otro socio, el Instituto para la Diversificación y el Ahorro de Energía (IDAE), adscrito al ministerio de Nadal. En 2016, el auditor de este organismo, la Intervención General de la Administración del Estado (IGAE), introdujo  una salvedad a sus cuentas anuales por la incorrecta contabilización de un crédito de 17 millones concedido a la planta manchega, que en 2015 perdió 3 millones, lo que la dejó en una situación de desequilibrio patrimonial al ser sus fondos propios inferiores al capital social.

Ubicada sobre una extensión de 135 hectáreas de terreno en el paraje de Valconejero, la planta de Puertollano tiene 50 megavatios (MW) de potencia y fue una de las primeras de este tipo en España y el mundo. Supuso una inversión de más de 200 millones y desde su puesta en marcha en junio de 2009 fue un quebradero de cabeza para Iberdrola, que vio cómo en sus primeros años su producción era muy inferior a lo esperado.

En 2005, la eléctrica la presentó como punta de lanza de su apuesta por la termosolar, una tecnología, decía, “totalmente limpia que aprovecha una fuente renovable muy abundante en España”. Tenía entonces “en cartera” nueve centrales de colectores cilindro-parabólicos con 50 MW de potencia cada una en cinco comunidades autónomas. Finalmente solo construyó esta.

La avalancha de peticiones que propiciaron las elevadas primas de entonces a la termosolar llevó a poner en marcha un sistema de preasignación de instalaciones y a Iberdrola sólo se le adjudicó la de Puertollano. Con la crisis y la explosión del problema del déficit tarifario, la eléctrica acabó cargando contra esta tecnología, entonces copada por su en aquel momento rival encarnizado, ACS, que protagonizó un frustrado asalto a su capital. Iberdrola se centró en la eólica, de la que es líder mundial. Con 2.300 MW instalados y medio centenar de plantas, España es el primer país del mundo en energía termosolar, con el 43% de la potencia en 2016.

2 Comentarios

  1. Por si le sirve a alguien.

    A mí sí me sirve, pues además de manifestar mi opinión sobre temas diversos, es como una especie de diván de psiquiatra, que me permite vomitar toda la rabia contenida por las injusticias o payasadas/gilipolleces que se producen a mi alrededor. O sea: me sirve de terapia sin psicofármacos.
    Resumiendo, que si no fuese por esta página, posiblemente tendría que haber acampado en la consulta del mencionado (en este caso, mencionada).

    TEMA: BONO SOCIAL E IBERDROLA.

    Como estoy hasta los huevos de pasar más frío que un africano en la Antártida, me propuse al principio de semana ver lo del Bono Social.
    (((Procuraré ser lo más escueto posible, por no alargar))).
    —Después de la consabida espera de 20/25 minutos, y tras mis explicaciones previas, la tele-operadora vomita: Necesita presentar una Fe de Vida, un volante de empadronamiento, Declaración Anual de la Renta o Imputaciones del Sepe o Certificado de la Seguridad Social de sus ingresos. Y cumplimentar el impreso que se puede descargar de… … …
    ¿No quieren también una fotografía-estampita de mi primera comunión, vestido de marinerito? Le prometo que estoy muy mono. Palabrita de El Niño Jesús.
    No pareció gustarle mucho mi comentario. (¿Por qué un 90 % de las teleoperadoras parecen ser unas amargadas?) Peor para ella.
    Y ahí me tienen ustedes, dedicándole 4 días de mi semana –que pensaba dedicar a cosas consideradas por mí mucho más importantes—a chorradas burocráticas, con los consiguientes cabreos que estos menesteres provocan en mí.
    Nuevas colas y esperas en los organismos correspondientes: Ayuntamiento, Registro Civil (3 veces), Oficina del Sepe de zona correspondiente y Tesorería General de la S. S.
    Cada uno de ellos, situados en diferentes puntos de la ciudad y a distancias más que considerables: el más cercano a 25 minutos con paso rápido. El más lejano a 45´.
    (¡Eso “pa” que te vayas con los “soldaos”! Como le dijo un padre a su hija, por volver tarde y preñada a casa. ¡Toma distracción, no vaya a ser que te aburras!)
    A partir de aquí, metan ustedes todo lo que se puedan imaginar, y que suele pasar en estos menesteres: Discusiones en las colas por el número, impertinencias de los funcionarios de ventanilla y mesa (no sé por qué cojones muestran ese aire de superioridad, los pobres imbéciles, condenados a una vida gris, monótona y carente de alicientes).
    *Notar que, el impreso a rellenar está hecha con bastante malaleche, si consideramos a las personas de determinada edad, pidiéndote Códigos Unificados de punto de suministro, también llamados CUPS, y paridas de similar mala-hostia. No digamos ya los desplazamientos maratonianos que son necesarios (llegando al destino empapado en sudor, a pesar del frío de estos días).
    Según mi criterio, está todo pensado para aburrir, y hacer desistir, al “valiente” que se atreva a pedir/solicitar el puto Bono de los cojones. Ya sabes: los insaciables depredadores de siempre.
    Resultando luego, por añadidura, que el bono es limitado a un número determinado de kWh/año, que no estoy yo seguro de que permita alcanzar la temperatura adecuada en invierno o/y verano. Lo que sobrepase, se pagará al precio normal (eso, si no se inventan cualquier historia para resarcirse de lo descontado por el Bono) ¿Qué se puede esperar de la mafia de las eléctricas? ¿¿O de los delincuentes mafiosos del gobierno?? ¿¿¿Y de alguien que estudió en Comillas, y seguramente pertenezca al opus???
    Me estoy refiriendo a Sánchez Galán. ¡¡Vade retro Satanás!!
    Por si no queda aún claro, estoy diciendo que me parecen unos miserables criminales: Los de las energéticas y los del gobierno. Y no, no creo que lleven en su conciencia a los fallecidos, como consecuencia del frío o de los incendios. Y no lo creo, porque esta gentuza hipócrita, aunque sean de comunión diaria, no tiene conciencia. Sencillamente.
    Y concluyo: Ayer, día en el que entregué la solicitud con los documentos que me reclamaban, según la teleoperadora. (No pude ir a la biblio. No porque uno sea un ratón de biblioteca, sino para no pasar frío.)
    Para empezar, se trataba del trayecto de mayor recorrido, 45 minutos a paso ligero, desde casa al punto de atención de Iberdrola. Llegué sudando como Perico, tras subir Pajares, y a pesar del frío.
    Durante la espera, y por lo que iba escuchando, me percato de que la que atiende al público no tiene ni puta idea de lo que lleva entre manos. Llamadas continuas a una tal Pilar, para consultar todo tipo de dudas. ¡Bien empezamos, chavalote, me digo a mí mismo!
    Tras la pertinente espera –otra más—llega mi turno (Vamos allá. Morirás como un héroe, Enrique. Me animo yo).
    — ¿Trae todo cumplimentado?
    —Yo creo que sí.
    — ¿Por qué razón pide el Bono?
    —Yo creo que por razón de ser cliente vulnerable o vulnerable severo. No lo tengo claro, porque o la redacción de ustedes no es demasiado explícita o porque los psicofármacos que tomo por depresión no me dejan pensar con claridad.
    —La depresión no es causa de vulnerabilidad.
    —Ni yo digo que lo sea, señora.
    — ¿Usted sufre maltrato de pareja o violencia doméstica?
    (((No sé cómo no la mandé a la mierda. Aquello era un verdadero diálogo de locos o imbéciles)))
    —Usted lo solicitará por ingresos insuficientes.
    —Pues será por eso. Si usted lo dice.
    —Veamos los documentos acreditativos.
    La fe de vida no es necesaria y el Certificado de Seguridad Social tampoco.
    —Me cago en dios.
    —Oiga, compórtese. Tiene usted muy mal genio. (En realidad estaba pensando malaleche)
    — ¿Y si no son necesario para qué coño me lo piden ustedes?. Me han hecho perder 2 días y 3 kilos.
    — ¿Quién y cuándo se lo dijeron.
    —La teleoperadora de Iberdrola. Y, recientemente, el lunes día 29
    —Pues se equivocaría.
    —O hace falta actualizarla o resetearla. ¿Quién me resarce del tiempo perdido?
    (((A estas alturas me la tomaba ya a coña marinera por amortiguar el cabreo/malaleche)))
    —Hola Pilar. Soy de nuevo Ana. El código de barras del que se dice que aparece en la página primera… … … Es que tendrían que habernos dado un cursillo de 2 meses para gestionar esto. Bla, bla, bla … … …
    (Y uno, como un verdadero gilipollas, allí aguantando con cara de no creerse lo que está viviendo. Pensando ya, en lo que nunca ha pensado ni creído, que debe ser cosa de algún duendecillo cabrón y malaleche que se empeña en darme por culo cada dos por tres. No encuentro otra explicación, excepto que esté rodeado de inútiles e ineptos que lo ocupan todo y se hallan en todos sitios como moscas cojoneras e impertinentes).
    —Pues ya está. En 15 días recibirá una carta, en caso de que se lo denieguen, dónde le explicarán el por qué. Caso contrario, la carta llegará en cuestión de un mes.
    (((Aunque me considero agnóstico, salí dando las gracias todos los dioses habidos en las diferentes cultura a lo largo del tiempo, por haber terminado con semejante acto surrealista y absurdo. O eso me parecía a mí.)))
    Al llegar a casa y repasar los resguardos justificantes de la solicitud, me doy cuenta de que ya no me llamo (supongamos) Enrique Chichibert, sino Enrique Chichiberte, por deseo y obra de la señora que me atendió. Metiéndomela doblada hasta el final, la muy puta.
    Pues todo eso.
    ========================
    Por si le sirve a alguien, que aún no se haya enterado de que vive en el país de la improvisación y la chapuza. Que esto, más que un país serio, es una enorme casa de putas (y mal organizada, como puntualiza Charo). Estamos viviendo en una especie de manicomio, dónde los más locos son lo que ocupan los puestos de más responsabilidad. ¡¡Viva España, coño!!
    *Y no tengo ganas de corregir. Así se queda. Sé que tiene una estructura confusa, un tanto desordenada y caótica ¿y qué? Como la propia España.
    Después de este comentario-relato, y para compensar, me callo durante un mes (si es que puedo, que no lo sé).

    SALUD/SALUT I FORÇA AL CANUT.

    • Maki:

      Por si te sirve de consuelo, que supongo que no, puedes sentirte afortunado, jajajajaja… puedes andar por la calle y correr para entrar en calor, con lo cual, te ahorras unos watios, o kilowatios (no entiendo ni papa de electricidad… ni de otras muchas cosas) pues si tuvieras que hacer todas esas “gestiones” por teléfono, te ibas a enterar:

      – llamas
      – te contesta una maquinita que te dice que “en estos momentos todos nuestros operadores están ocupados, por favor, permanezca a la espera”… yo ya he aprendido a poner el altavoz y hacer las tareas del hogar o cualquier otra actividad que evite la tentación de jurar en arameo y tirar el teléfono por la ventana… (que luego tendría que recuperar) así es que escucho pacientemente, pero a distancia la misma locución alternándose con la música, repetidas ambas hasta la saciedad
      – pasan diez o quince minutos o el doble, y te puede suceder, de hecho sucede con demasiada frecuencia, que cuando alguien intenta contestar desde el otro lado de la linea, se interrumpe la comunicación antes de empezar
      – cuando, ¡¡¡por fin!!! consigues escuchar una voz, en directo, si es que no te has cansado y colgado el teléfono, te piden todos esos datos, que, dicho sea de paso, las operadoras no se aclaran, así que es muy difícil que te aclaren a tí

      Esta situación se repite no sólo con la empresa suministradora del atraco, sino con el INSS, el Registro Civil, el Ayuntamiento, los Servicios Sociales municipales que son los encargados de acreditar ante la empresa, que alguna Consejería de Servicios Sociales o de supuesto Bienestar Social se va a hacer cargo de pagar el supuesto descuento en tu factura eléctrica, si es que realmente demuestras que “eres acreedor a tal beneficio”, porque la empresa atracadora no va a dejar de cobrar el consumo que tú hagas. Eso es algo que perjudica los intereses del señor presidente de Iberdrola, o de cualquier otro colega del oligopolio

      https://gaceta.es/noticias/sueldo-ignacio-sanchez-galan-2407-euros-hora-27072016-1915/

      Yo llevo dos meses intentándolo, así es que, ¡¡¡considérate afortunado!!! aunque sigas despotricando contra una burocracia que no tiene otra finalidad más que agotarte, para que no insistas

      Saludos, salud, y mucha paciencia. ¡¡¡Es lo que hay!!!

Deja un comentario