Rosa María Artal | El Diario | 29/05/2018

Lo terrible de este país es que se dude de la ineludible necesidad de deponer al gobierno del PP.  O se obstaculice. Ya es inaudito en una sociedad democrática que Rajoy no haya dimitido y convocado elecciones. Pero, dado el comportamiento continuado del Partido Popular, es la actitud esperable. No ha habido ningún error. Lo alarmante, por tanto, es que no sea  un clamor, político, mediático, ciudadano y de todas las instancias, que el PP no puede seguir en Moncloa.

Nos encontramos ante una organización que ha parasitado el país. Con una red, apenas invisible, de apoyos mediáticos y empresariales. Incluso ha infectado a la sociedad que la aguanta como normal. Todos saben lo que han hecho.  Saben de la Caja B del PP, acreditada en la sentencia de la Gürtel, y cómo han usado ese entramado con los principales condenados. Corrupción desde hace casi 30 años. Y, lo juzgado, es solo una primera parte de Gürtel, queda ese abecedario de casos que desde Púnica a Lezo ha saqueado el erario público. Cómo será que ha sido condenado a tres años y medio de cárcel un ex vicepresidente autonómico, de Castilla León, y ha pasado hasta desapercibido.

Sonroja ver salir a toda la cuadrilla de notables con esa cadena de mentiras, blanqueo de la corrupción y ataques a Pedro Sánchez que les ha presentado una moción de censura.  Cospedal, con su potente ministerio de Defensa tras ella, acusa al líder del PSOE,  de ser “Enemigo del Estado de Derecho”.  Un Estado de Derecho en el que la número 2 del PP ha llegado hasta a rechazar la sentencia de la Gürtel y descalificar a los jueces.  La vieja y chirriante táctica que no hace sino confirmar la urgencia de echar al PP del gobierno.

En todos los tonos, han ido destacando que con la moción peligra la estabilidad de España. Es decir, que la estabilidad de España es la corrupción. Insultante y doloroso si se tiene un mínimo de decencia. Dastis, ministro de Exteriores, dice que “quién esté libre de pecado –pecado- que tire la primera piedra”. Desde el PSOE, el expresidente extremeño Rodríguez Ibarra declara que “le importa más el independentismo que lo que haya robado el PP”.  Esa laxitud moral es causa de no pocas deficiencias en España.

Nada hay  que desestabilice más que la corrupción y, con ella, la falta de escrúpulos con la que se acepta. Han salido ministros, portavoces. Individuos que son considerados personalidades y reciben tratamiento de excelentísimo en muchos casos. Esta España de la que nos obligan a enorgullecernos, bajo patriotismos de banderas  y no por valores esenciales,  arrastra una indecencia secular en sus élites.

Es tremendo el silencio  sobre la corrupción del PP de intelectuales, organizaciones varias, la privilegiada jerarquía católica de quien se espera salvaguarde como mínimo la moralidad. Del jefe del Estado que tan presto y decisivo fue en octubre para la dura reacción contra el referéndum del 1-O en Catalunya. Dado que entonces se pronunció, no se entiende que no lo haga ahora.

La moción de censura es de resultado incierto. Podría salir, digan lo que digan. Con el voto de los nacionalistas, sin duda. Como ha hecho, cuando le ha convenido, el PP. Conservando los acuerdos que les dio Rajoy al PNV (los iban a tener igual si siguiera el PP). Unidos Podemos y Compromís suman 71 diputados y dan apoyo sin condiciones.

En principio el apoyo del PSOE lo tiene también, aunque con las reticencias habituales de barones, baronesa y vieja guardia. A los independentistas, ni agua, vienen a decir, cuando necesitarían sus votos. Las conversaciones iban marchando, a salvo de torpedos que pueden ser lanzados en cualquier momento, como éste de Borrell.

El obstáculo fundamental para la moción del PSOE está en Ciudadanos -que marca la agenda política con 32 diputados y… las encuestas-. No quiere que Sánchez sea presidente, quiere elecciones que supone le harían ganar o conseguir más escaños.

El Ibex ha irrumpido sin tapujos a su favor y al del partido de la Caja B. Plantea un pacto de estabilidad Rivera-PP de 12 meses antes de ir a elecciones. Un directivo dijo: “Esto no puede seguir así”.  ¿La corrupción? En absoluto. En “la economía” que va tan bien. Para ellos. La presunta recuperación económica es tan sesgada, que un informe del Banco de España certifica  el constante aumento de la desigualdad y el  enriquecimiento desproporcionado de las grandes fortunas con “la crisis”. A costa del resto de la población, por supuesto.

Sí, echar a Rajoy es una exigencia ética y nada justifica demorarlo.  El resultado de una moción de censura, de toda decisión democrática, está en las mayorías. Si gana Sánchez y forma gobierno será un resultado impecablemente democrático. Y no lo es descalificar a diputados elegidos por millones de personas como hacen Albert Rivera y varios miembros de Ciudadanos y del PP.

Un gobierno sin Rajoy de inmediato

Tenemos los políticos que tenemos, insisto una vez más. No son esperables milagros, no existen. Pero hay grados. Imaginen, por un momento, que el sábado, ya no es presidente del gobierno Mariano Rajoy, con cuanto implica. Ya no toca sufrir las filípicas de Soraya de Santamaría y sus maniobras orquestales en la oscuridad. Ya no se ocupa de la Defensa María Dolores de Cospedal.  Ni adoctrina niños en valores castrenses,  junto al portavoz y ministro de Educación, Méndez de Vigo y ambos pueden cantar con el ya ex ministro de Interior, Zoido, y el ex de Justicia, Rafael Catalá, El novio de la muerte en la intimidad.

El sábado puede no ser Ministro de Hacienda Cristóbal Montoro. Ni Fátima Báñez tener a su cargo el empleo, el paro y las reformas laborales. No representarnos fuera de España, Dastis. Que el portavoz Rafael Hernando se guarde sus coces para repartir desde su escaño. Que no se ocupe de agricultura, pesca, alimentación y medio ambiente, García Tejerina, si alguna vez lo hizo. Ni de la sanidad, Dolors Montserrat.  El sábado o poco después todo ello, cuando establece el reglamento el relevo.

La semana próxima RTVE puede tener un presidente que devuelva la libertad de expresión y el derecho a la información. Piensen en cuántos organismos podrían ser renovados para cumplir el servicio a los ciudadanos. Cuánta labor se puede hacer por recuperar los derechos y aventar las mordazas.

No hacen falta prodigios. La política, la sociedad, están muy tocadas por  la degradación.  Cualquier persona preparada, honesta, consciente de su papel como servidor público, es mejor que quienes han secundado esta larga etapa de ignominia.

¿Ocurrirá así? No es fácil, aunque no imposible. Es posible, aunque hay muchos dispuestos a impedirlo. Pero ¿a qué es hermoso el sueño posible de que llega el fin de la pesadilla? Porque implicaría el comienzo de otra etapa, con dificultades sin duda, para construir sobre terreno más limpio, al menos.

5 Comentarios

  1. Bueno, otra vez estoy aquí, aprovechando la mala climatología, pero tranquilos, que como ya dije, cuando llegue el buen tiempo os liberaré de mis agotadores extensos comentarios, que reconozco pueden aburrir más que contar ovejas. Pero sin enrollarme demasiado voy a lo que nos ocupa.

    Ayer nos enteramos del nuevo Govern ‘legal’ de Cataluña, por lo que hay que reconocer el ‘marrón’ que le han quitado al Sr. Sánchez . Sí, porque… a ver con qué argumento hubiese podido justificar el apoyo de los catalanes sin hacerles concesiones (y supongo que las habrá) al tiempo de defender irrevocablemente el mantenimiento del Art. 155. Claro, con esta maniobra del Sr. Torra, tiene sentido la declaración días pasados del PNV afirmando que la retirada del Art. 155 sería en breve (porque ya estaba al corriente del futuro Govern) o sea, que no era un farol.

    ¿QUÉ PROBLEMA QUEDA AHORA PRINCIPALMENTE EN CATALUÑA?:

    -El exilio y encarcelamiento de sus presos políticos. Y ésta es la contrapartida propuesta por ERC y en la que tendrá que ceder el Sr. Sánchez, en mi opinión, para recibir su apoyo a la Moción de Censura.

    ¿POR QUÉ CEDER?:

    Pues porque, ya que los catalanes han cedido precipitando un Govern ‘legal’, lo coherente es que el PSOE también les satisfaga. Pero, es más, se lo van a poner en bandeja. Porque, si como espero, en octubre próximo los tribunales europeos se pronuncian favorablemente para los exiliados y encarcelados catalanes tumbando todo el tinglado injusto organizado por la Justicia española, ya no tendrá sentido que en España se les encarcele. Y ésta será la carta, en mi opinión, que tendrá que jugar el Sr. Sánchez, que, como digo, está ‘chupao’ porque se lo servirán en bandeja los tribunales europeos. Y observad que la fecha de octubre puede coincidir, más o menos, con unas elecciones generales.

    Y ¿qué conclusión saco yo de lo expuesto? Pues que viendo ahora que los tribunales europeos contestarán en octubre cuya fecha podría coincidir con elecciones generales, sí que puede prosperar la Moción del Sr. Sánchez, cumpliéndose estrictamente uno de los puntos que yo vaticiné hace un año (27-5-17) en mi comentario bajo el titular “SÓLO HABRÁ GOBIERNO DE CAMBIO SI NOS ENTENDEMOS CON EL PSOE” (y perdonadme que sea tan pesada) reproduciéndolo nuevamente:

    “”…4°.- El Sr. Sánchez, tampoco presentará una Moción de Censura contra el Gobierno hasta que vea cercanas unas elecciones generales, pues ahora NI PIENSA en Mociones. (Y dejo claro su pensamiento, no la palabra)””.

    Y ahora matizo: ¿Qué más cercanas unas elecciones que en octubre para que las gane el PSOE con UNIDOS PODEMOS, Confluencias, catalanes, vascos, etc.,? Pues adelante con la Moción de Censura, porque el escenario político existente no sólo en Cataluña, sino de excepcionalidad en el resto de España así lo aconseja. Todo cuadra. Y una Moción con CIUDADANOS reavivaría el incendio del panorama catalán, seamos claros. (Yo últimamente no creía que prosperase la Moción de Censura del Sr. Sánchez mientras él no viese elecciones cercanas, hasta que calculando ahora el plazo para celebrarse las mismas en octubre coincidiendo con el dictamen de los tribunales europeos aludido, ya me he percatado de que SÍ PUEDE PROSPERAR, cumpliéndose estrictamente lo que vaticiné hace un año leyendo el “pensamiento” del Sr. Sánchez por ‘concentración mental’, que afortunadamente para mí, no siempre tengo). Y yo me aposté esta mañana en una porra con un reducido grupo de 35 compis que la Moción prospera (32 dijeron que ‘no’ y el resto que sí).

    PS: Y si se tumban los PGE aprobados, pues tampoco importa mucho. El PNV que no sufra tanto por las pelas concedidas. Lo que no puede ser es que el Sr. Rajoy se resista como un percebe gallego a dimitir.

  2. “el expresidente extremeño Rodríguez Ibarra declara que “le importa más el independentismo que lo que haya robado el PP”.

    Este personaje se está poniendo el paraguas antes de que llueva… no vaya a ser, que una vez abierta la veda “para cazar corruptos”, le salpique algo

    Vergüenza debiera darle preocuparse más por la unidad territorial de la “ejpaña, una grande y libre” que no es ni lo primero, ni lo segundo ni lo tercero, sino que es de los bancos extranjeros, que por el sufrimiento de millones de SERES HUMANOS privados de todos nuestros derechos, que, para más INRI, contribuímos al enriquecimiento de nuestros verdugos.

    ¿Qué nos quedará por ver y oír antes de que en españistán haya un Gobierno digno de tal nombre?

  3. lo que es vergonzoso es que encima de ser probada ante los jueces de lo podrido que esta el sistema tengamos que seguir si o si manteniendo a una cuadrilla de chorizos(red criminal organizada ,asi lo llamo un juez ) tanto gubernalmente como a nivel nacional

  4. parace ya casi impensable liberarse de semejante pesadilla que tan bien ha descrito la articulista, después no sería tan complicado, si se quiere, hacer un gobierno democrático.

  5. Por una vez en este país la ética va a triunfar, visto todo lo que se está viendo. Pero lo más increíble, y sus votantes debían darse cuenta de que ellos son los que les han dado alas, por lo tanto son tan cumpables como esa trama corrupta. La desfachatez con la que mientes en sede parlamentaria, en comisiones creadas para que den sus explicaciones, solo basta con verle a la ministra de Defensa, mintió más que respiraba, y encima con chulería amenazaba. Esta banda de indeseables a la calle, y Ciudadanos está que tiembla, en poco tiempo se verá el entramado que tenía con el PP, aparcadas varias aprobaciones parlamentarias. Creo que tiemblan porque son los que más tienen que perder. Empezarán ahora con el España se rompe, y sandeces del tipo, que no es más que para disimular la vacuidad de sus ideas. Yo le propongo que para no romper España, nosotros planteamos una República Federal.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.