PP y Ciudadanos intentan quitar hierro a la exigencia de Vox argumentando que los suelos de Andalucía ganarán en limpieza y esplendor, “pues todo el mundo sabe que fregar arrodillada no tiene nada que ver con pasar el mocho, por mucho interés que se ponga en esa honorable labor”, según palabras del nuevo presidente andaluz Juan Manuel Moreno Bonilla. “Mi abuela no sabía lo que era un mocho y siempre estaba sonriéndole a mi abuelo”, ha añadido el presidente.

El propio Pablo Casado ya ha dicho que cuando una mujer friega el suelo arrodillada no se humilla ni retrocede en el tiempo sino que recupera valores perdidos que tienen que ver con la perfección, la constancia y la humildad; “y eso son virtudes rabiosamente modernas y revolucionarias que están más actuales que nunca”, ha dicho el joven paleto neoliberal.

Si la prohibición sale adelante, los expertos advierten de la inmediata aparición de un peligroso mercado negro de mochos, sobre todo de palos, y de una nueva clase de traficantes que podrían desestabilizar las economías domésticas en muy poco tiempo. Hay que tener en cuenta, aseguran los economistas, que un palo de mocho de solo noventa centímetros llegaría a alcanzar en la calle los ochocientos euros sin contar la mopa de fibras del extremo, que no se encontraría por menos de dos mil quinientos.   

Las mujeres de Vox apoyan la propuesta y consideran que fregar el suelo arrodilladas no es solo más eficaz e higiénico sino que además las hace más sexys.

7 COMENTARIOS

  1. No sólo me parece atrayente el titular, y el texto, sino el careto de los machotes que lo ilustran

    En ID sois expertos buscando fotografías que los defínen claramente

    Aunque sea una idea salida del ingenio de rokambol, es probable que eso de vernos a las mujeres arrodilladas, además de con la pata quebrada y encerradas en casa, le guste a más de uno. Esperemos que no la lleven a la práctica, aunque no por falta de ganas

  2. Fascistas queriendo recuperar los valores perdidos… Vaya trola. España nunca tuvo valores a lo largo de la historia y nunca los tendrá. Se siente pero este “país” ha perdido el norte, el sur, el este y el oeste.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.