Aunque allí tengo acceso pleno a todos los medios de comunicación de la Tierra, mi segunda vivienda, un apartamento coquetón, está en la luna. Posiblemente por eso, porque mientras aquí en la Tierra todo se ve tan claro como se nos cuenta, en la luna los trasuntos de la Tierra se ven deformados como se ve uno en un espejo de feria, me consideran aquí lunático. El caso es que, si bien allí se considera normal, después de un largo sueño que duró 29 días, un mes lunar, desperté. Empecé a ojear todos los periódicos del mundo y pasé a escuchar todas las cadenas de radio y de televisión de España a lo largo de días. Me froté los ojos y oxigené los oídos, pues no daba crédito a lo que leía, oía y veía…

Y quizá porque soy un lunático no me lo pude creer. No me puedo creer que por una enfermedad común estacional de toda la vida que desde siempre se ha cobrado la vida en la mayoría de los casos de gente mayor por complicaciones generalmente de una enfermedad previa respiratoria, hayan reaccionado los gobiernos occidentales como si estuviésemos ante una epidemia de lepra o de peste bubónica, pareciendo haber enloquecido al bloquear la vida de todos los territorios allá donde gobiernan. ¿Acaso un griposo, sobre todo si es mayor, no sabe lo que ha de hacer? ¿Acaso no se meterá en la cama y no tendrá ninguna gana de salir pues la fiebre de la gripe se lo impide? ¿Acaso tiene sentido toda esta neurastenia, esta psicosis, esta locura en marcha? Tiene que haber algo grave detrás de las supuestas motivaciones sanitarias, además de una hipnosis china…

No hay quien se crea que se pone patas arriba a todo un país para enfrentarse a un virus que no mata más que a mayores ya previamente enfermos y cercanos a la muerte; que la preocupación es por los mayores, esos que Christine Lagarde, exSecretaria del FMI a los que invitaba a morirse cuanto antes porque el sistema no va a soportar tanta longevidad y el gravamen de las pensiones. Cosas curiosas vistas desde la luna, pero muy normales vistas por aquí…

Porque yo, que soy un lunático, lo que creo firmemente es que no es una crisis sanitaria; lo que es creo que estamos ante una crisis económica severa pero camuflada cercana al crack de 1929. Una crisis que los dueños de las finanzas del mundo, incluído el Club Bilderberg, pretenden enmascarar con la preocupación por un virus gripal que está causando mucha menos repercusión en la salud que en temporadas precedentes por estas mismas fechas, y en cambio causará grandes estragos en la vida y en la economía de las personas y de las entidades económicamente débiles.

También veo en la bola de cristal que hay en la luna, que esto puede obedecer a una de estas dos cosas: o bien China ha manejado un arte marcial en cuya virtud se usa la fuerza del contrario (en este caso la debilidad mental del individuo occidental y lo contradictorio del neoliberalismo que predomina en la política y la economía) y ha inoculado en el cerebro de los dirigentes de las naciones el virus que les ha trastornado y debilitado hasta el ridículo; o entre China, el actual gigante económico mundial, y aquellos débiles mentales han acordado poner en marcha un extraño proceso conciliador de los contrarios que, cual vacuna, consiste en inyectar directamente a la Economía el virus de la recesión porque de todos modos va a estallar… con la esperanza de que paradójicamente reactivará la economía. Porque, para tan raro experimento, que ya veremos cómo sale, piensan, es preciso una severa austeridad forzosa que se sume a la existente haciéndosela ya insoportable por lo menos a un tercio de la población. Una austeridad que a muchas personas les empujará en la prolongada inactividad a reflexionar, a otras a desesperarse y otras se suicidarán. En cualquier caso, en fin, con razón decían los antiguos griegos, que cuando los dioses quieren castigar a un pueblo, confían su gobierno a los jóvenes…

28 COMENTARIOS

  1. Conspiraciones (que no conspiranoias) hay muchas, empezando por las de algunas crisis económicas, como esa que en 2008 Obama y la UE forzaron a reconocer a un honesto ZP que con los datos en la mano (principalmente ese 1% de morosidad bancaria, que equivale a cero) se mostraba naturalmente tozudo. Por eso mismo no seré yo el que vaya a ponerse en contra de ciertas hipótesis. Pero lo que no podemos es convertirnos en obtusos para reafirmar nuestra idea de singularidad y excepcionalidad intelectual.

    ¿Que la oligarquía económica aprovecha cada circunstancia, natural o generada, para aumentar su poder y control? Claro que sí, sin ninguna duda. ¿Que esto es como una gripe del montón? Perdón, pero… mejor lo volvemos a pensar.

    Disponemos de dos datos válidos (excepto que pensemos que todos los médicos, incluso los de nuestra familia, y también todos los técnicos de laboratorio, forman parte de un terrible plan maquiavélico). El primero es el de ingresos hospitalarios por casos confirmados. El segundo es el de porcentaje de fallecimiento sobre esos ingresos. De los demás datos nos podemos olvidar, tanto en la gripe común (influenza) como en este coronavirus, porque son estimaciones, y a veces muy confusas.

    Teniendo en cuenta esos datos, ya no habría que decir ciertas cosas. Pero es que tenemos otro dato mucho más contundente: estamos muy lejos del pico de contagios y las UCI ya están saturadas. Y en Italia algo más que eso. ¿De verdad eso lo has visto todos los años por casos de neumonía? ¿De verdad te crees que los profesionales no hubieran denunciado que esto es lo habitual?

    Intentemos darle una vuelta más a lo que expresamos de manera pública, por favor.

  2. Mira Paco, yo acostumbro a pensar mucho lo que digo y lo que escribo. Estarás muy al tanto de este asunto, pero aparte de que por ahí ruedan informaciones de un periodista que viene siguiendo el asunto desde 28 de Octubre de 2019, fecha en que el Foro de Davos se llevó a cabo un ensayo controlado del coronavirus que de ser real mataría a 65 millones de personas, otra tesis posible sobre la elaboración de este virus en el laboratorio y un “escape involuntario” del mismo del laboratorio fe Wuhan en China donde se elaboró, etc.., Aparte de la visión antropológica que yo tengo del poder en abstracto, y las innumerables ideas acerca de lo mismo y a propósito, por ejemplo, de las WTC y la intervención de la Administración Bush, del sacrificio que el poder hace a veces por razones que él sólo justifica, por ejemplo, y etc, etc. Aparte la índole y condición humanas, sobre todo cuando se bloquea el discernimiento “natural” por el compromiso psicológico con el que actúan las minorías constituidas en Poder, que trata en profundidad con ironía Erasmo de Rotterdam en su Elogio de la Estulticia (o la locura) leído a lo largo de mi vida por lo menos tres veces, y el vaticinio de Oswald Spengler en su magna obra La decadencia de Occidente, publicada en 1921, en la que sitúa la Dictadura universal aproximadamente hacia 2030, yo escribo lo que me da la gana y tú no publicas lo que, como toda Editorial, no ve conveniente o prudente o no le interesa. Pero eso de una especie de regañina acerca de lo que yo pienso escribo, que se resume en que no me creo en absoluto que el poder político de las naciones, en complicidad con el científico, monten este circo para preservar la salud de los mayores “fundamentalmente”, cuando todavía se escucha el eco de las palabras de Cristina Lagarde y el ministro japonés acerca de la conveniencia de que se vayan muriendo los mayores porque “el sistema” no soporta la alta longevidad, sencillamente no te lo consiento. Ese párrafo tuyo es inadmisible: “Pero lo que no podemos es convertirnos en obtusos para reafirmar nuestra idea de singularidad y excepcionalidad intelectual”. ¿Te consideras con derecho a censurar lo que consideras propio de un obtuso para reafirmar mi singularidad y excepcionalidad intelectual? Nunca me lo hubiera imaginado. Como todo este número circense me sobrepasa.
    Vela tú por tus ideas y convicciones y no te metas en las de los demás por muy distantes que sean…

    • Nunca me hubiera imaginado que tú me hablaras de abducciones cuando no te interesa lo que te dicen, ¿recuerdas? Así que no soy yo el que ha abierto ningún melón sobre derechos. Y si acaso, me corresponden más a mí por adquiridos.

      Mira, Jaime, tú dices lo que quieres y yo también. Yo no pongo en cuestión que el poder sea capaz de ninguna conspiración posible, solo te he reprochado que insistas en comparar este coronavirus con una gripe estacional (o incluso menos) para quitarle importancia, y he mostrado muy buenos argumentos para defender lo contrario. Tan buenos son que sales por peteneras. Te lo voy a volver a preguntar:

      «Teniendo en cuenta esos datos, ya no habría que decir ciertas cosas. Pero es que tenemos otro dato mucho más contundente: estamos muy lejos del pico de contagios y las UCI ya están saturadas. Y en Italia algo más que eso (pues ya han decidido no tratar a los ancianos). ¿De verdad eso lo has visto todos los años por casos de neumonía? ¿De verdad te crees que los profesionales no hubieran denunciado que esto es lo habitual?»

      Lo demás no me interesa en absoluto. Y menos que eso algunas informaciones de Global Research (portal con el que colaboré algún tiempo, por cierto).

      Sin acritud ni malos rollos. Un cordial saludo.

  3. Lo que creo debes hacer es escribir tu teoría reforzando las razones del poder político para actuar como actúa. Eso es lo que encaja en tu papel de moderador y dueño de sitios como éste..,

  4. Hay una opinión en las Redes Sociales muy generalizada de que esto no tiene sentido. Estar con el poder, incluido el médico (con el que ha de contar el político y del que desconfío por razones concomitantes con las que te he enumerado antes), también me sorprende en ti. Al fin y al cabo siempre hablamos de hechos y fenómenos sociológicos que no podemos nunca verificar por nosotros mismos y que asumimos o rechazamos según el grado de credibilidad que nos merezcan, no tanto los gobiernos como la persona física que nos “informa” y según la materia que sea.Y esa credibilidad en mi caso es nula por todo lo dicho, esté quien esté al frente de la nación, siempre rehén del poder económico y financiero. Y me sorprende también que desconectes esta “operación” de larguísimo alcance, de las posibles maniobras del poder en unos tiempos que con el tenebroso futuro de nos depara el cambio climático y la pronta escasez de agua, a las que se suman las maniobras de los laboratorios de ideas del neoliberalismo, frente a una situación gravísima de recesión económica a la vista similar a la de 1929, de la que dudo sepan salir.
    De todos modos, ya veo que te sentó mal que dijese que estás abducido. Me disculpo, pero sigo creyéndolo. La diferencia fundamental entre un joven (hasta más o menos los 60) y un viejo es que el joven lo tiene todo muy claro y no se cansa de categorizar y de reafirmarse en sus convicciones, mientras que el viejo intenta por todos los medios expresarse en términos subjetivos y hasta solipsistas, siempre contando con el manto de la conjetura, del relativismo y de la duda que en mi caso profeso con entusiasmo precisamente porque rara vez hago afirmaciones a título subjetivo que intenten barrer las ideas del otro, salvo excepciones. Sin mal rollo, otro saludo.

    • Yo creo en los hechos, Jaime, y el hecho es que las UCI están a tope y esto acaba de empezar. Ni remotamente voy a considerar siquiera que se pueda convertir a todo el colectivo médico en cómplice de una conspiración. Y la verdad es que me sorprende que tú puedas asumir semejante disparate.

      Pero por resumir, lo que te pido es responsabilidad. Está claro que no somos el NY Times y casi ni la gacetilla del pueblo, pero te lee una cantidad considerable de personas, y si solo una dejara de prevenir un posible contagio por tus palabras, creo que estaríamos cometiendo un error imperdonable.

      Lo demás me interesa entre poco y nada porque tanto pudiera ser lo más natural (que es una mutación de un virus animal como tantas veces ha ocurrido) como cualquier otra barbaridad provocada. Pero como no lo sé y sí sé lo que está haciendo y lo que puede hacer, no se me ocurriría ponerme a hacer conjeturas, o al menos no lo haría negando lo evidente.

      Un saludo.

  5. De todos modos, Paco, eso de razonar a la contra, tan español, no me gusta un pelo. Como te digo antes, creo que ya lo has dicho todo, pero me hubiera parecido más apropiado que hubieses dedicado un artículo a exponer tu idea, en lugar de rebatirme como lo has hecho y en términos impropios de tu imprescindible capacidad de encaje manejando un digital. También sin mal rollo, otro saludo.

  6. Aquí la cuestión es que si no estaba conforme a tu idea sobre el asunto, que bien desarrollas ahora, nada te obligaba a publicarlo. Incluso podías haberme advertido o explicado, como lo haces ahora. Pero aunque no me hubieses dicho que no lo ibas a publicar, ya lo hubiera yo sabido interpretar como tal desacuerdo. Por eso te digo que, a mi juicio, has procedido mal, muy mal. Te acabo de enviar mi despedida de Iniciativa Debate y ya te digo que espero tengas el valor de publicarla. Siempre he mantenido la idea de que hay que estar entre afines. Lo que no significa que haya que estar de acuerdo, pero sí próximos.
    Sin acritud y un saludo

    • Si te convences a ti mismo, me parece fantástico que perviertas la realidad. Y es que en privado ya tuvimos unas palabras al respecto sobre un artículo previo, en el que sí te hice conocer mi posición, y como conclusión me dijiste que no lo publicara (con bastante malestar). Por lo visto no te quedaste satisfecho con tu decisión y enviaste este otro en la misma línea, y como somos mayorcitos y siempre he procurado no censurar a nadie, lo he publicado.

      Tú sigues negando la mayor, y siendo así, celebro que hayas decidido no publicar nada más. Así no me pones en ningún aprieto ético.

      Un saludo.

  7. El caso es que te posicionas con todo el derecho al lado del poder establecido y hay aquí una Sección de Opinión que pierde todo su significado en un país supuestamente libre. Y dejemos a un lado las, para mí, espurias razones sanitarias, la tapadera… para explicar lo inexplicable y lo inexplicado.

    • Y ahora sí con algo de acritud: mide bien las cosas que dices, y piensa un poco a ver si estás metiendo la pata hasta el fondo por no querer dar tu brazo a torcer.

      Pero vamos, que lo que tú quieras. Esto no es que sea como una gripe estacional cualquiera, no, es como un resfriado.

      Salud.

  8. Una cosa más, acabo de leer esa novela que has enviado (y que si quieres la publicas como comentario). Y o yo me he explicado muy mal (y creo que no), o tú no has querido entender nada para sostenella y no enmendalla. Yo lo único que te he reprochado una y otra vez es que niegues la gravedad del Coronavirus (o mejor dicho que lo rebajes a gripe común o ni eso) y te he hablado de lo arriesgado que es hacerlo teniendo una responsabilidad como articulista y sin tener la absoluta seguridad de estar en lo cierto. Ya está, ni una palabra más, todo lo demás sale de tu imaginación. No sé a qué viene esa historia que te has montado. Y tú tendrás 81 años pero yo ya estoy muy mayor para ciertas tonterías. No se las aguanto a mi madre que es mayor que tú, así que a ti menos.

    En cuanto a lo ponerme del lado del poder, tu opinión en un principio me ha molestado pero al volverla a leer me ha hecho sonreír, para qué te voy a mentir.

    Que te vaya bien, Jaime.

  9. Tú creerás a los expertos cuanto desees, yo no les creo. Nunca les creo. Y tengo razones poderosas para no creerles que ocuparían un tratado. Cuestiono la abogacía, la medicina, la ciencia… Es mi actitud frente a la vida. Tú no. Aquí se trata de que hay una Sección de Opinión y tú no la respetas como tal con estas reprimendas además. Hoy es esto, pero mañana es otra cosa con la que no estás de acuerdo y te permites una conducta con la que yo no contaba ni de lejos. Yo te aconsejo que no publiques con lo que no estés conforme, y no te permitas corregir de mala manera lo que está claro no puedes comprender por una clase de deformación que conozco bien. Media España intuye, sabe, sospecha que hay algo muy grave detrás de esta preocupación por la salud de los mayores… Tú no lo crees, pues muy bien. Pero respeta las discrepancias. Es tu deber como editor de un periódico digital de izquierdas, además, si es que lo es, porque ya nadie sabe el terreno que pisa salvo tú

    • Como está claro que los enfermeros y auxiliares y técnicos sanitarios que igualmente están desbordados también entran en tus cálculos conspirativos… lo que tú digas, Jaime.

      Lo dicho, que te vaya bien.

  10. El administrador no lo ha publicado aparte y me dice que publica esta «novela» como comentario. No sé si su extensión la permitirá completa

    SIN ACRITUD

    Hasta ayer pensaba que la mayoría de los medios alternativos digitales y sus administradores o dueños, y desde luego los cuatro en los que vengo colaborando desde hace ya muchos años eran, son, baluartes de la disidencia frente al poder, frente a cualquier clase de poder, sea quien fuese quien lo represente y sea cual fuese la materia de enfrentamiento…

    La naturaleza del poder está vastamente tratada en la historia del pensamiento y sólo conozco una obra capital, El Príncipe, de Maquiavelo, que hable bien de un preboste, de un rey, Fernando el Católico. Pero para ponerlo de modelo como buen gobernante en contraste con el mal gobernante, César Borgia, que recurre a todos los artificios conocidos, enunciados por Maquiavelo, de los que se vale quien gobierna en contra del bien común, el del pueblo, por interés y por placer. Unas veces por maldad, otras por incompetencia y otras por mirar a otra parte ante delitos que se están cometiendo en su presencia…Y todo gobernante se ve precisado, siempre, a hacer desde luego esto último.

    En estos sitios, quienes escribimos con la pretensión de que se publique un escrito, se da por descontado que éste, sí trata un asunto político o roza lo político aunque sea sociológico, va a ser crítico unas veces, y otras censor del poder. En esto se basa la libertad de expresión. Y no me imagino más que alguna publicación suelta y ocasional en los medios alternativos, dedicada a ensalzar las virtudes de un gobernante o a lo acertado de una determinada decisión gubernamental. Pues el poder ya cuenta con sus defensores y protectores en la prensa y demás medios de comunicación oficiales.

    Por otra parte, es muy español eso de razonar a la contra. Por razonar a la contra entiendo, no hablar o escribir activamente, valiéndose de una proposición filosófica, sociológica o política expuesta a la opinión ajena y a la contestación, sino estar al acecho y expectativa en los círculos en que uno se desenvuelve, de teorías o propuestas de otro, para inmediatamente decir: “no estoy de acuerdo”, y a partir de ahí, no razonar sino sacar a relucir toda la batería de argumentos que, ya lo sabe previamente quién escucha o lee la respuesta del comentarista de turno, circulan por todo el territorio español en radio, prensa y televisión, como dogmas de fe. De modo que aquel o aquella que no hagan una especie de juramento circunstancial de adhesión al “régimen”, al menos para un asunto concreto como éste del virus que trae al mundo y a España de cabeza, vienen a ser casi anatemas.

    Y quienes, estando al frente de un periódico digital, confían, quieren confiar o se ven precisados a confiar en el poder, en “ese” poder, se ven obligados a compartir la teoría oficial del poder, rompen la tendencia general en los medios alternativos de considerar por defecto al gobierno un enemigo del pueblo. ¡Chiove porco governo!, dice el italiano. Ella, la teoría oficial, debe prevalecer, y la enorme desconfianza que en el pueblo suscita un poder cada vez más globalizado y más dependiente de voluntades oscuras y probablemente deseosas de diezmar la demografía, muy alejadas de la metrópoli, debe ser rebatida con el catecismo correspondiente que defiende y justifica las medidas adoptadas por éste y todos los gobiernos “por el bien de todos” relativas a un virus de la gripe de esta temporada, de origen bien incierto, probablemente producto de laboratorio pero que, curiosamente, sólo amenaza mortalmente, como siempre ha sido, casi exclusivamente a mayores con enfermedades previas. Y sin embargo, se adoptan medidas extremas que desgraciarán la vida de tantos y de tantas, como si estuviésemos ante la peste, a diferencia de Inglaterra donde se permite la libertad de movimientos y se aconseja a las personas más vulnerables que se queden en sus casas…

    Pues bien, de pronto me encuentro con una situación en Iniciativa Debate que me sobrepasa. El administrador de la web, en lugar de ponerse de parte de alguna o de todas las tesis que contestan al poder en relación a unas medidas sospechosísimas (entre otras razones porque el poder no dice la verdad, no explica la causa o la causa de la causa sino los efectos y su tratamiento, y por eso no convence a nadie, excepto a quienes están justo al frente de todos los medios oficiales y algunos alternativos, como Iniciativa Debate) responde a un colaborador de 81 años, que soy yo, y al contenido de su artículo “Perdón, soy un lunático”, que discrepa absolutamente de la decisión del gobierno y de todos los gobiernos, salvo, hasta donde sé, en Inglaterra, la siempre sagaz y ponderada Inglaterra.

    Pero no le responde el administrador diplomáticamente al colaborador en un artículo suyo personal explicando su posición frente al trance que nos embarga, sino saliendo al paso del propio artículo del colaborador calificándole indirectamente, en escorzo, en su comentario, como si el fuese un lector cualquiera, de “obtuso” y le reprocha como un maestro a su alumno su deseo de buscar “singularidad o excepcionalidad” en su visión heterodoxa del asunto respecto a él; exhortándole además a que piense lo que escribe. Ahí es nada.

    En tales condiciones no me interesa publicar para semejante sitio. Así es que me despido de Iniciativa Debate. Toda mi vida he escrito y mucho, y he publicado dos libros menores “Un código para no ser infeliz” y “Manifiesto por un nuevo orden moral”, publicados en los albores de esta débil democracia. Luego empecé a publicar y editar varios años en Kaosenlared.net, hasta que una argentina se adueñó de la Web que dirigía Manel Márquez, profesor de Terrassa quien, cansado de bregar pasó a un segundo plano. Inmigrante que confundió mi razonamiento en un artículo sobre la inmigración con una tesis de xenofobia y un ataque a personas como ella. Me amenazó con expulsarme si escribía en aquellos términos, y dejé Kaos. A partir de entonces me ha bastado colaborar en Rebelión.org, RedesCristianas.net, Aporrea.net y DiariodelAire.com. Sitios que no siempre publican todo lo que envío, salvo Redes Cristianas, pero cómodos, donde no he de atender a comentarios y menos enfrentarme a administradores que me censuran y se permiten ofender a mi inteligencia. Esas Webs están o de acuerdo y si no lo están o no tiene el escrito suficiente calidad para ellos, no lo publican y en paz. Ahí se acaba mi preocupación, y de paso mi eventual desconcierto ante el administrador en trances como el que ahora nos ocupa…

    Así es que ya sabe donde encontrarme el posible interesado en mis escritos. Y hasta siempre que, por mi edad, no será tanto tiempo como el que seguro os queda a la mayoría de vosotros…

    Jaime Richart
    Antropçologo y jurista
    16 Marzo 2020

  11. ¿Cálculos conspirativos? Con esa palabra se despacha todo desde la ortodoxia, tú ortodoxia. Se trate de un virus corriente, el pasado año fallecieron a causa de complicaciones de la gripe 18.000 personas, o se trate de un virus artificial del que un laboratorio chino o de donde sea, se ha perdido el control y ha desencadenado esta psicosis porque se desconocían los efectos, el caso es que los “expertos” ¿han calculado los fallecimientos de gente mayor cuyo único hilo con la vida es una partida de cartas y cosas así, que ha perdido la libertad como en un arresto domiciliario? ¿se han calculado las enfermedades nerviosas que la situación va a originar? ¿y los suicidios? ¿se ha calculado que poco a poco grupos de personas jóvenes se van a rebelar y va a haber enfrentamientos con las policías y al ejército que no se sabe hasta dónde pueden llegar? 18.000 personas fallecidas en España por gripe y complicaciones el pasado año. Hasta ahora, si damos crédito a los “expertos” que tú tanto respetas y aparecen en la televisión, dan cifras comparativas que ni de lejos se aproximan a las de temporadas anteriores. ¿Es “conspirativo” no fiarse de un poder neoliberal que a saber las argucias y estratagemas que idean sus Think Tanks para producir efectos en la economía del mundo?

  12. En Inglaterra, se dice que hay libertad de movimientos y se aconseja a las personas mayores y vulnerables que se queden en casa. Esto es, o parece, lo más razonable, lo correcto…

  13. En resumen, hay elementos de sobra más para insistir en que el coronavirus es un arma biológica y al mismo tiempo, una fuerte arma financiera. Estados Unidos, históricamente se ha caracterizado por aplicar políticas de dominación y asfixia a las economías y países emergentes, utilizando el miedo herramienta de control y presión. Mientras los profesionales de la salud recomiendan lavarse las manos para prevenir el coronavirus, los principales beneficiados del mismo, las estrechan celebrando sus ganancias.

    • Estimado Jaime….acabo de enviar (18: 34 horas) un comentario-valoración (para Paco será otra «novela» como la tuya de despedida …sobre vuestra «refriega» , pero esta vez también ha quedado atascado ¿por causas técnicas?….a la espera de «ser moderado»

      Lo cierto es que ¡pobre página IDP!…no la conociste en sus tiempos alegres y plenos

      saludos.

      • Veo en las noticias de RTVE que van 603 muertes por coronavirus, pero los fallecidos por gripe común, el día 9 de marzo, según Diario16.com, son 6.500. Y el doctor y geriatra Jesús Cuadrado dice que ya advirtió a Diario16.com que lo peor del coronavirus era la psicosis y la alarma social. El pasado año fueron, según la OMS, los 18.000 fallecidos por gripe común en España. Y la redactora de Diario16 dice que si se diera el «parte», uno a uno, de fallecidos por gripe común, estallaría la alarma social y el pánico que ahora nos embarga a todos. Aquí es donde yo sitúo el centro de mi «tesis». Los árboles no dejan ver el bosque, la neurosis, la psicosis, el pánico es contagioso y nadie, se ve, piensa ni actúa con templanza. En Inglaterra se aconseja a los mayores y vulnerables que se queden en casa, pero hay libertad de movimientos. Los problemas que va acarrear esta situación psicológica van a ser terribles. Y las enfermedades nerviosas se van a disparar. ¿Cuántas personas mayores están unidas a la vida por el hilo de paseos o charlas con amigos o juego de cartas, y no se van a morir de coronavirus o de gripe pero sí de asco, hartos de una sociedad frenopática lo mires por donde lo mires?
        Por otro lado, ya habrás leído mi comentario de las 17:59 acerca de la habitual actuación de Estados Unidos en el mundo, la repercusión financiera, etc. No sé los gobiernos de otros países, pero desde luego el español, diga lo que diga Paco Bello y el ministro del ramo correspondiente, ha perdido los papeles, como se suele decir…

      • Lo que ha hecho el moderador es inaceptable. Si no lo publica, ya hubiera visto que no compartía mi idea y en paz. A veces, ya lo digo por activa y por pasiva, Rebelion o los otros sitios donde suelen publicarme no me publican. Hay miles que envían a Rebelion a diario artículos y naturalmente no se publican más que con cuentagotas. No suelen en la Sección de Opinión pasar de tres al día. Ahora, si no ha salido tu «novela», como él dice, será porque no apoyas su actitud.
        Pero si actúa así el moderador, no me extraña que ID haya perdido mucho fuste… Quizá ahí esté la clave de la erosión.

  14. Salvando las distancias por lo ilustrados que os percibo y la altura intelectual que demostráis en vuestros escritos de opinión, como autores de esta última “enganchada” entre Paco y Jaime, me tomo la licencia de opinar que es al fin y a la postre la razón de ser de esta página, aunque pienso que debiera ser igual en quien eternamente se ha venido erigiendo en juez y parte en la misma.

    Ya al final del primer párrafo de Paco Bello, leo algo que me ha removido la memoria de otra que tuve también y me llevó a tomar la misma determinación de Jaime hoy: “Pero lo que no podemos es convertirnos en obtusos para reafirmar nuestra idea de singularidad y excepcionalidad intelectual”….Lo de “obtusos” ni me molesto en acudir al diccionario, pero me recuerda haberlo escuchado cuando a alguien se le tacha de que piensa de manera un tanto alejada de lo estandar o desfasado; pero al ser una cuestión subjetiva no reparo en precisarlo mas.

    “Ni remotamente voy a considerar siquiera que se pueda convertir a todo el colectivo médico en cómplice de una conspiración. Y la verdad es que me sorprende que tú puedas asumir semejante disparate.”…En primer lugar entiendo que haces un juicio muy severo sobre el alcance tan universal en el ámbito clínico que das a entender que quiso darle Jaime en la frase:“Tiene que haber algo grave detrás de las supuestas motivaciones sanitarias, además de una hipnosis china… “…y ya sabes Paco que solo juzga quien no sabe pues una vez que sabe ya no necesita juzgar.

    Así, creo que si antes hubieses preguntado a Jaime por el al alcance jerárquico de sus palabras dentro del ámbito médico, pienso que te hubiese contestado que por encima de todo se refería a la OMS y entremedia de esa cúpula servicial con la oligarquía farmacéutica y financiera mundial y todo el ejercito de médicos, enfermería de base y directores de centro hospitalarios dados al buen y bien hacer y entrega, ajenas a todo ello…el resto de la élite de gobiernos y «farmafia», como se deja caer en estos dos artículos

    https://www.noticiasdegipuzkoa.eus/opinion/cartas-al-director/2020/03/16/vale-prevenir-curar/1019328.html

    https://www.noticiasdegipuzkoa.eus/opinion/tribuna-abierta/2020/03/16/salud-publica-peligra/1019360.html

    Y es aquí Paco, donde creo que deberías aplicarte tu propia receta cautelar: “Intentemos darle una vuelta más a lo que expresamos de manera pública, por favor….. Pero por resumir, lo que te pido es responsabilidad. Está claro que no somos el NY Times y casi ni la gacetilla del pueblo, pero te lee una cantidad considerable de personas” …En este artículo de Jaime, el mismo número de personas le leen a él que a ti…¿y que crees que les-nos ha quedado de vuestra “refriega” al leerle a uno dolido y al otro ironizando con el dolor del colega?

    Entiendo que Jaime le ha querido dar al artículo y su contenido una connotación mas amplia o mejor dicho la amplitud política-científico-económico-bélica-católica…¡y maquiavélica!… que cada vez les damos mayor número de personas que nos esforzamos en pensar por nosotros mismos en base a informaciones desalineadas, valientes y comprometidas como la de esta enfermera…o también serán ¿obtusas?…:
    https://www.youtube.com/watch?v=w1YgYR2i2jM&feature=youtu.be

    …en que también dispone de todos los datos como tu bien dices Paco en lo referido a lo estrictamente clínico: “Disponemos de dos datos válidos (excepto que pensemos que todos los médicos, incluso los de nuestra familia, y también todos los técnicos de laboratorio, forman parte de un terrible plan maquiavélico)”…pero sin ironía, con sencillez expresiva y una mayor dósis de inteligencia relacional, tu razón tendría mas razón y sobre todo mejor acogida, entre -valga esta vez para mi la ironía- también personas obtusas.

    Termino con este artículo testimonio (link de abajo) para saber hasta donde…de lo que es capaz la élite médica institucionalizada y encarnada en la OMS y Cruz Roja Internacional (pinchando en el link a medio artículo):

    https://www.naiz.eus/eu/iritzia/articulos/el-animal-mas-peligroso-del-planeta

    ….y este otro artículo conspiranoico del cual escribo un artículo: “Ensayo: Humanidad cautiva”….y la vacuna universal con acción directa sobre el encéfalo…el mismo centro de iluminación cósmica («discernimiento y evolución existencial» en lenguaje mas asequible) donde de niños la iglesia católica nos ungía con ceniza, el material mas inerte, cenizo-muerte y lunar que existe en Planeta compañera del Sol….y nos lo querían apagar para que volviésemos a la Caverna (Alegoría de Platón)…. donde ahí si son los putos amos.

    https://rebelion.org/la-%e2%80%8eunion-europea-abre-las-puertas-a-las-%e2%80%8etropas-de-eeuu/

    Sin mas…os envío un saludo amigo.

    Iulen Lizaso

    • Extraordinario trabajo Iulen. Una batería de argumentos bien documentados que, de haber sido yo el categórico, me hubiese sonrojado. Además, soy, deseo ser, por encima de todo de la índole del filósofo. Pues el filósofo sabe lo mucho que ignora y sobre todo duda y se interroga, mientras que el necio, el “obtuso”, afirma sin pestañear y confía sólo en los expertos: precisamente en quienes el filósofo menos confía. Además, filosofe yo o no, lo cierto es que me da igual tener o no razón al juicio de “el otro”. Es más, también desconfío de que se me dé a menudo la razón, pues entonces empiezo a pensar que lo tango.

      Por otra parte, en ese interrogarse, en ese dudar, en sus sospechas, suele ver el necio síntomas de paranoia. Es decir, tener la manía de imaginar que todo es fruto de la conspiración. Lo que no deja de estar muy cerca de acertar, pues la realidad, la verdad, lo que llamamos verdad, es siempre y por defecto, a mi juicio (y en esto es quizá en lo único que no dudo) el resultado del consenso de unas minorías. Y esto vale para todo. Incluso, o sobre todo, en cuanto a la Ciencia, y en especial en cuanto a la ciencia médica, que, en realidad y propiamente, no es ciencia. Pero también para la Economía o la Farmacopea. Todo “es” según lo acordado… para, pasado el tiempo, desdecirse, corregirse y arrumbar ”verdades” y conclusiones que pretendieron ser imperecederas, grabadas en la piedra… En fin, he leído tus dos artículos en noticiasdegipuzcoa, desde luego escritos en claves muy parecidas a las mías y a las de tanta gente que piensa por cuenta propia. Personas que tratamos de distinguir lo probable de lo improbable, a partir del conocimiento de la condición, del comportamiento, de las debilidades y de la estupidez humanas. Sobre todo cuando se trata de colectivos minoritarios con poder, en cuyas deliberaciones suele al final predominar la “solución” inicialmente más cómoda porque se vale de la coerción, pero también la tozudez del menos inteligente…
      Muchas gracias por tu colaboración y me felicito por haber dado con alguien que, como yo, no se deja arrastrar por las corrientes de opinión, resultado casi siempre del mandato de “uno” o de un laboratorio de ideas, y por eso así nos va.
      Queda todavía por saber muchas cosas y muchos resultados. Por ejemplo, qué efectos en la población pueda provocar un largo confinamiento en una población que vive màs en la calle que en su casa: ¿enfermedades nerviosas, reacciones de grupos que se rebelan acosados por un estrés insoportable, suicidios? ¿se habrá dejado asesorar, además de por microbiólogos, por sociólogos y expertos en psicología social a este respecto? Me temo que vamos a ver de todo….
      Un abrazo Iulen

  15. Coda: aquí, en todo esto, y recapitulando, lo que destaca sobre todo lo demás es que el administrador de la web, en lugar de no publicar el artículo, advertírselo al autor o simplemente no publicarlo (ya deduciría el autor el motivo), lo publica y a continuación se erige en censor público de la tesis o argumentos con los que no sólo no está de acuerdo, es que encima llama “obtuso” al autor y le dice a éste que con el escrito busca “singularidad o excepcionalidad”.
    Lo más feo, lo más antiestético, lo más antiético en un editor. Con este proceder, no me extraña que este sitio se haya ido casi a pique…

  16. Leo con pena esta discusión de dos de mis articulistas favoritos…pediría que esta diferencia lejos de acabar con la relación, sirva para que continúe, pues leer ambos puntos de vista (ignorando los menosprecios) es enriquecedor.

    Yo mismo, en mis adentros, he tenido esta lucha de opinión en estos días.

    De primeras pq no entendía ni entiendo como está actuando el poder político si de un virus grave se trata. Incongruencias a más no poder que me hacían majejae dos tesis:

    1. No es un virus grave, pero ideal por su diseño (la palabra no la uso de forma casual) para general el caos.

    2. El virus sí es grave (o genera colapso sanitario), y sirve igualmente para generar el caos.

    Y la duda entre ambas conjeturas es precisamente por esa actitud tan incongruente e incompleta si de un virus grave se trata, o igualmente por esa actitud tan incongruente y exagerada si es la primera de las dos tesis.

    Y ahí está la clave. Fuera como fuere se está actuando de forma incongruente hagas la lectura que hagas del virus.

    Y lo que sé desde que este Pedrito empezó a hablar es que esto iba para largo, y que haciendo balance el remedio iba a ser peor que la enfermedad.

    Un remedio además a medio gas, para perpetuar lo más posible este confinamiento. Nos queda mucho, nos queda tanto, y lo sabía desde que escuché que iban a cerrar los coles…

    Si es que es mucho más simple. Es imposible que hubiera buena fe o no haya un plan detrás de esto cuando un día 8 hasta el epidemiólogo (lameculos de confianza y por eso eminencia en el tema) te invita a salir a las calles – habiendo datos claros desde enero – y al día siguiente te pegan la vuelta a la tortilla. El mapa de los principales focos parece el mismo mapa que el de als manifestaciones, además propició otros eventos extra (mitin de VOX, partidos, conciertos, etc).

    Suma después el anuncio en diferido de la alarma – y montas el pitoste en los supermercados -…suma que los sanitarios no tienen protección (los famosos EPI’s)…

    Y suma y suma…y yo lo veo claro.

    Hay un virus peligroso, y unos gestores «públicos» gestionando de cara al público para el público, y de espaldas al público a favor del virus.

    Los dos teneis razón. Los dos…lo único que no habeis sumado. Uno ha mirado solo la gravedad del virus, sin importarle lo demás, y el otro ha mirado lo que hay detrás, sin importarle el virus. Uno mira las consecuencias del ahora y el otro las consecuencias totales.

    Os podeis dar la mano. De las peores discusiones es de las que se saca más jugo si alguien las observa desde fuera.
    Y ese es el espíritu de esta página. Tendríais que ver como discuten los griegos e italianos, y dpues siguen hablando como si nada.

    Un abrazo a los dos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí